Widgets Magazine
En directo
    Ataque químico en Jan Sheijun, Idlib

    Ministerio de Defensa ruso desmiente el uso de bombas soviéticas JAB-250 en Jan Sheijun

    © REUTERS / Ammar Abdullah
    Defensa
    URL corto
    Escalada en Siria tras el presunto ataque con armas químicas en Idlib (403)
    1120

    MOSCÚ (Sputnik) — Las bombas soviéticas JAB-250 nunca se exportaron a otros países por eso no pudieron utilizarse en el ataque químico del pasado 4 de abril en Jan Sheijun, en la provincia siria de Idlib, declaró el portavoz del Ministerio de Defensa de Rusia, Ígor Konashenkov.

    Las bombas soviéticas JAB-250 "nunca se exportaron fuera de la Unión Soviética y se reciclaron hasta la última en los años 60", dijo Konashenkov comentando las informes de la ONG Human Rights Watch sobre los acontecimientos en Jan Sheijun.

    Señaló además que no estaban diseñadas para cargarlas con sarín.

    "Las bombas JAB-250 no estaban diseñadas y nunca estuvieron cargadas con sarín, y lo que es más importante (…) nunca dejarían un cráter ya que explotaban en el aire a una distancia de 30-70 metros sobre el suelo", destacó el portavoz del departamento militar ruso.

    Añadió que "ni los representantes de EEUU, ni Francia y el Reino Unido que alertaron de un supuesto ataque químico, pueden presentar a la opinión pública o a la Organización para la Prohibición de Armas Químicas (OPAQ) nada concreto, solo los rumores o hipótesis que se basan en los datos de las redes sociales desmentidos incluso por los expertos en Occidente".

    "Ningún experto de la OPAQ o de cualquier otro país occidental viajó a Jan Sheijun", apuntó Konashenkov.

    Hace una semana, explicó el portavoz, los militantes locales al enterarse de una visita de los expertos de la OPAQ a Jan Sheijun, cubrieron de cemento "el único cráter" que fue producido por una presunta bomba química.

    "Cabe señalar que la prueba principal que tiene HRW, es la foto de un modelo de JAB-250 que está en el museo de las Fuerzas Armadas de Rusia en Moscú", recalcó.

    Según Konashenkov, solo una misión especial de los expertos ayudará a obtener una imagen objetiva de lo que sucedió el 4 de abril en Jan Sheijun.

    La oposición siria denunció el 4 de abril un supuesto ataque con armas químicas en la ciudad de Jan Sheijun, que se saldó con más de 80 muertos, según la Organización Mundial de la Salud.

    Además culpó a Damasco por la tragedia, pero las autoridades sirias rechazaron la acusación alegando que todos sus arsenales químicos fueron eliminados en 2016 bajo la supervisión de la OPAQ.

    El Gobierno sirio subrayó que nunca empleó sustancias tóxicas contra la población, la oposición ni los terroristas.

    Por su parte, Rusia supuso que el incidente de Jan Sheijun es un montaje o resultado de un bombardeo de la aviación siria sobre los depósitos terroristas que contendrían municiones químicas destinadas para los yihadistas de Irak.

    Lea más: El Kremlin defiende una investigación imparcial del incidente de Jan Sheijun

    Sin embargo, el 7 de abril EEUU atacó con 59 misiles la base aérea siria de Shairat sin esperar ninguna investigación ni presentar pruebas irrefutables, tras lo cual los terroristas lanzaron una ofensiva contra el Ejército sirio.

    Tema:
    Escalada en Siria tras el presunto ataque con armas químicas en Idlib (403)

    Además:

    Lavrov: EEUU aún no presenta pruebas de la culpabilidad de Damasco en Jan Sheijun
    Investigación francesa confirma el uso de sarín en Jan Sheijun
    Etiquetas:
    ataque químico, Jan Sheijun, Siria, Rusia
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik