16:32 GMT +315 Noviembre 2019
En directo
    Bombardero estadounidense B-2 Spirit

    El B-2 Spirit, preparado para el día del 'juicio final' en Corea del Norte

    © AP Photo / Globe Newswire
    Asia y Oceanía
    URL corto
    9829
    Síguenos en

    Las tensiones entre Estados Unidos y Corea del Norte siguen incrementándose y ninguna parte está dispuesta a hacer concesiones. Cada día que pasa, la posibilidad de una guerra sin cuartel aumenta notablemente. Entretanto, ambas partes siguen con su retórica belicosa, publica un reciente artículo de The National Interest.

    El mandatario estadounidense, Donald Trump, mantuvo recientemente un intercambio de declaraciones subidas de tono con Pyongyang. Trump declaró que para los norcoreanos sería conveniente dejar de amenazar a Estados Unidos o, de lo contrario, el Ejército estadounidense respondería con "fuego y furia" a la nación asiática.

    La respuesta de Kim Jong-un no se hizo esperar: como de costumbre, el líder supremo de Corea del Norte declaró que su país estaba listo para lanzar un ataque preventivo contra las fuerzas estadounidenses.

    Tanto si la tirantez en la península de Corea acaba derivando en un conflicto armado como si Trump decide llevar a cabo un ataque preventivo, hay varias vías de actuación que Washington puede seguir. Sin embargo, cabe recordar que el daño colateral que esta guerra traería para dos de los aliados de EEUU, en concreto Corea del Sur y Japón, puede ser devastador, destaca The National Interest.

    Lea más: Vientos de guerra sobre el paralelo 38

    "No recurriríamos necesariamente a un ataque nuclear. Además, contamos con el potencial necesario y la capacidad de hacer trizas las amenazas que más nos preocupan. Obviamente no va a ser fácil", expresó al medio un funcionario retirado del Departamento de Defensa estadounidense.

    En cuanto a las opciones militares que Washington podría realizar en Corea del Norte, hay que admitir que cada una de ellas implica ciertos riesgos y no puede garantizar la neutralización completa de las capacidades nucleares de Pyongyang. No obstante, es evidente desde el principio que un ataque nuclear preventivo sería una violación grave de las leyes internacionales.

    No se lo pierda: Rusia muestra a EEUU la línea roja con respecto a Corea del Norte

    "Apuntar las armas nucleares contra Corea del Norte es una idea delirante y no debe ponerse encima de la mesa", declaró a The National Interest el analista Kelsey Davenport.

    Si tomamos en serio las palabras de Trump y consideramos que un ataque nuclear es realmente una opción, es probable que este tipo de bombardeo se realice con bombarderos furtivos Northrop B-2 Spirit.

    Otro experto, James Holmes, indicó que es dudoso que Washington lleve a cabo su ataque desde un buque, dado que EEUU no ha tenido ojivas tácticas en su Armada desde la época de George Bush padre.

    "Es posible que un ataque con misiles balísticos intercontinentales sea malinterpretado por China y Rusia como una agresión contra ellos, de manera que el uso de estos proyectiles no es una opción", argumentó.

    Más aquí: Rusia llama a Corea del Norte a volver al régimen de no proliferación nuclear

    En cuanto a las armas convencionales, los aviones B-2 Spirit pueden portar un par de bombas pesadas antibúnker, conocidas como Massive Ordnance Penetrator GBU-57A/B. Cada una pesa más de 13 toneladas. La Fuerza Aérea de EEUU dispone de un buen número de ellas. 

    En realidad, cualquier ofensiva realizada por Estados Unidos pondría en peligro a los aliados de Washington en la región. Las secuelas del supuesto 'ataque preventivo' serían catastróficas, concluyó Holmes.

    Además:

    El Pentágono prepara un plan para un ataque preventivo contra Corea del Norte
    Corea del Norte revela cuándo desarrollará su plan para atacar Guam
    ¿Es Corea del Norte realmente capaz de alcanzar el territorio de EEUU?
    Crecen las tensiones entre Corea del Norte y EEUU
    Etiquetas:
    ataque nuclear, EEUU, Corea del Norte
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik