En directo
    América del Norte
    URL corto
    0 80
    Síguenos en

    El Departamento del Tesoro de EEUU modificó algunas de las sanciones impuestas contra el Servicio Federal de Seguridad de Rusia (FSB) por su supuesta interferencia en las elecciones presidenciales norteamericanas de 2016. Lo hizo después de ser presionado por diversas compañías, que se toparon con problemas para comerciar con el país eslavo.

    Las sanciones fueron impuestas en 2016 por la Administración del expresidente Obama y han sido modificadas por el Gabinete de Donald Trump menos de una semana después de la conversación telefónica del nuevo mandatario estadounidense con Vladímir Putin, presidente de Rusia, informa Financial Times.

    Importantes compañías norteamericanas, entre ellas Microsoft y Cisco, se quejaron en semanas recientes del hecho de que las sanciones les impedían conseguir los documentos necesarios para realizar negocios con Rusia, según el medio.

    En particular, los suministros de productos informáticos y equipos de comunicación de estas empresas a Rusia suponen una etapa obligatoria de aprobación por parte del FSB, hecho imposible por la primera edición de la regla introducida.

    La modificación de las sanciones, que algunos políticos demócratas han calificado como un "regalo de Trump a Putin" es, en realidad, en palabras del abogado Doug Jacobson, "una limpieza de consecuencias no intencionadas" y no una "rebaja de las sanciones", tal y como señaló el secretario de prensa de la Casa Blanca, Sean Spicer.

    El 29 de diciembre, EEUU emitió sanciones contra el FSB por la presunta injerencia rusa en las elecciones de 2016.

    Las autoridades estadounidenses han acusado al Kremlin de estar detrás de los ciberataques contra los sistemas informáticos del Partido Demócrata para influir, supuestamente, en el resultado de los comicios en favor del actual presidente y entonces candidato republicano, Donald Trump.

    Rusia ha negado con insistencia tales acusaciones y ha enfatizado que nunca tuvo interés en interferir en los procesos electorales de EEUU.

    Paralelamente, la parte rusa lanzó un plan hace varios años para reemplazar los productos informáticos de origen extranjero usados en el país por dispositivos y programas diseñados en territorio nacional, especialmente para cubrir las necesidades de las industrias estratégicas nacionales. De ese modo, se pretenden alcanzar ciertos logros en el camino hacia la independencia tecnológica para los sectores de importancia estratégica.

    Además:

    El Kremlin nunca tuvo optimismo respecto al fin de sanciones de EEUU
    EEUU: las sanciones a Rusia por Crimea seguirán vigentes hasta que Moscú devuelva la península a Ucrania
    Asesor de Putin califica de paradójicas las sanciones de Occidente contra Rusia
    Etiquetas:
    Servicio Federal de Seguridad de Rusia (FSB), EEUU, Rusia
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik