En directo
    América Latina
    URL corto
    251
    Síguenos en

    Tres personas fallecieron durante los enfrentamientos entre campesinos y las fuerzas del orden por el bloqueo de una carretera clave en Perú. Los trabajadores agrícolas exigen una mayor paga diaria por su labor.

    Dos manifestantes murieron por impactos de balas en medio de las protestas de agricultores que bloquean la carretera Panamericana, una vía clave de la región. Uno de los manifestantes muertos era un hombre joven y la otra una adolescente de 16 años, informó el representante de la Defensoría del Pueblo, José Agüero. La tercera víctima era un hombre de 56 años con cáncer que se descompensó en un bus varado por el corte de la carretera.

    ​Previamente, los líderes agricultores habían realizado un llamado a todos los campesinos para que se unieran al Paro Nacional Agrario, con el fin de exigir medidas de fomento.

    La primera ministra peruana, Violeta Bermúdez, confirmó y lamentó la muerte de dos connacionales en enfrentamientos con la Policía. Afirmó que el Gobierno adoptará medidas para restablecer el orden interno, apelando al diálogo para encontrar una salida al conflicto originado por la polémica norma dada por el Congreso.

    "Como Gobierno nos solidarizamos y expresamos nuestras más sentidas condolencias a los familiares de los peruanos fallecidos en el marco de las protestas registradas en el norte del país", indicó Bermúdez a través de su cuenta en Twitter.

    La presidenta del Congreso, Mirtha Vásquez, condenó las pérdidas humanas, demandó "el cese de la represión policial" y llamó a dejar de "criminalizar la protesta". 

    ​El choque dejó además 24 heridos, de los cuales 15 son agentes del orden y uno era un bebé de un mes de nacido, que resultó intoxicado por los gases lacrimógenos. Las imágenes desde el lugar de los hechos muestran que los trabajadores lanzaron piedras mientras que los agentes de la Policía usaron gases lacrimógenos y perdigones.

    La nueva ley agraria busca equilibrar los beneficios

    Los trabajadores agrícolas están descontentos con una ley que aumentó en 2,5 dólares el jornal diario, cuando ellos exigían al menos 8,5 dólares de incremento. Con la nueva ley los trabajadores ganarán un mínimo de 13,4 dólares diarios. La norma modificada el 29 de diciembre por el Congreso, tampoco dejó contento al poderoso gremio empresarial agrícola, que afirma que el incremento afectará a unas 2.000 empresas y unos 200.000 empleos.

    Las empresas agroexportadoras han gozado del apoyo estatal por dos décadas pagando menos impuestos, incluso que empresas más pequeñas de otros sectores. Las ganancias agroexportadoras son extraordinarias. Pese a eso, los trabajadores agrícolas por lo general han sido contratados por años en vínculos que duran poco tiempo, incluso un mes, lo que ha impedido la sindicalización y la negociación de sus salarios.

    Perú es el primer exportador mundial de arándanos y en el país existen unos 300.000 trabajadores agrícolas. La agroexportación envía más de 3.000 millones de dólares anuales en frutas y hortalizas a los mercados de Europa, Estados Unidos y China. Según datos oficiales, en la región de Ica, una de las mayores zonas agroexportadoras de Perú, hay unos 80.000 trabajadores agrícolas y apenas existen tres sindicatos con algunos cientos de afiliados cada uno.

    Las protestas de los trabajadores agrícolas empezaron a inicios de diciembre, y en ellas murió un manifestante en la región sureña de Ica. Eso generó la derogación de una antigua ley y la promesa del Congreso de una nueva norma que tras ser aprobada también ha generado manifestaciones.

    Etiquetas:
    salario mínimo, salarios, agricultores, agricultura, campesinos, protestas, exportaciones, Perú
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook