En directo
    América Latina
    URL corto
    0 0 0
    Síguenos en

    MONTEVIDEO (Sputnik) — El 95% de los pacientes contagiados con COVID-19 en Paraguay no necesitan internación, debido a que son casos leves, dijo la Sociedad de Neumología (SPN).

    "El porcentaje de internación en el país ronda el 5%; es decir, que casi el 90% o 95% tuvieron casos leves; más del 50% de ellos totalmente asintomáticos", afirmó el presidente de la SPN, José Fusillo, según informa el diario local La Nación.

    Fusillo explicó que son varios los factores que inciden en que el paciente presente un cuadro más severo del virus, como enfermedades de base, problemas cardíacos, avanzada edad o tabaquismo

    Además, indicó que continúan registrándose carencias a nivel sanitario, pero no hubo fallecimientos en el país por falta de atención.

    Asimismo, aseguró que es factible avanzar a la fase 3 de la reapertura económica por zonas, pero se debe insistir en el cumplimiento de las medidas.

    El funcionario sostuvo que el departamento Paraguarí (sur) se mantendrá en la fase dos, mientras que los distritos de San Roque González de Santa Cruz e Ybycuí permanecerán en la cuarentena total para evitar una mayor propagación de la enfermedad respiratoria causada por el coronavirus, informó la estatal Agencia de Información Paraguaya.

    "Lo que sucede en una zona no necesariamente determina la suerte de todo el país", sostuvo.

    En Paraguay se confirmaron 1.187 casos de COVID-19 y 11 personas fallecieron.

    El presidente Mario Abdo Benítez, dijo el martes 9 de junio que la decisión sobre si pasar a no a la fase 3 de la reapertura será anunciada este viernes 12 de junio.

    Según el diario local ABC Color, la medida será anunciada después de una evaluación con el ministro de Salud, Julio Mazzoleni.

    Los que aguardan el inicio de este período de la cuarentena son los locales gastronómicos y bares.

    Mazzoleni dijo el viernes 5 de junio que ante la falta de conciencia de los ciudadanos y el aumento de casos sin nexo (fuente de contagio desconocida) de COVID-19, el Gobierno podría rectificar la flexibilización del aislamiento.

    El pasado 25 de mayo comenzó la implementación de la segunda fase de la cuarentena inteligente, es decir, la flexiblización del aislamiento total, fijado cuando se detectaron los primeros casos en el país, el 7 de marzo.

    El Ministerio de Salud indicó el lunes en un comunicado que los últimos casos sin nexo que se registraron representan un peligro para la evolución de fases, por lo que pidió a la ciudadanía tomar los recaudos necesarios para seguir avanzando.

    En un principio, la segunda fase de la cuarentena inteligente se extiende hasta el 15 de junio.

    La fase uno empezó el 4 de mayo.

    En esta segunda fase se permite el funcionamiento de las obras privadas, de las oficinas corporativas con 50% del personal, la apertura de centros comerciales, ensayos y puestas sin públicos, además de ceremonias religiosas.

    Las personas menores de 65 años son quienes pueden participar de esta reapertura.

    Etiquetas:
    coronavirus en América Latina, pandemia de coronavirus, coronavirus, COVID-19, Paraguay
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook