En directo
    América Latina
    URL corto
    0 01
    Síguenos en

    LA HABANA (Sputnik) — Autoridades cubanas anunciaron el racionamiento en la distribución de gas licuado de petróleo, con amplia demanda en el mercado doméstico de la isla, debido a la imposibilidad de cubrir los inventarios, como consecuencia de medidas restrictivas impuestas en noviembre pasado por Estados Unidos.

    "La Corporación Panamericana S.A tenía contratado el suministro de gas licuado del petróleo [GLP] que garantizaría sin afectaciones el consumo de la población y de los sectores estatal y no estatal, pero los proveedores se negaron a realizar las entregas planificadas para finales de diciembre e inicios de enero", subraya un comunicado del Ministerio de Energía y Minas, y la corporación Cuba-Petróleo (Cupet) difundido en la prensa local.

    Unos cubanos con el dinero (imagen referencial)
    © REUTERS / Stringer
    El pasado 26 de noviembre, el Gobierno de EEUU incluyó en su "lista negra" de sanciones a la empresa cubana Corporación Panamericana S.A, por sus actividades en el sector petrolero venezolano, medida que en su momento Cuba calificó como "extraterritorial y violatoria del Derecho Internacional".

    La medida fue adoptada, según el Departamento del Tesoro de EEUU, porque esta corporación es propiedad o está bajo el control de la empresa Cubametales, incluida en julio de 2019 entre las más de 200 compañías cubanas a las que se les prohíbe cualquier negocio y vínculo de entidades y ciudadanos estadounidenses.

    El comunicado de Cupet agrega que, "desde el momento en que la Corporación Panamericana S.A fue sancionada, se ha estado realizando gestiones para lograr el suministro de GLP desde otros mercados, lo cual no se ha logrado concretar", y —agrega— "se continúan las acciones para lograr su importación".

    La nota precisa además que los inventarios de GLP que actualmente existen en Cuba no cubren el consumo, por lo que han existido afectaciones en la venta normada y liberada de este producto necesario para la cocción de alimentos, y solo podrá garantizarse para los centros que brindan servicios básicos a la población.

    Según las autoridades cubanas, las sanciones impuestas por EEUU contra Corporación Panamericana S.A y otras empresas de la isla, van dirigidas a recrudecer los efectos del bloqueo económico, comercial y financiero que Washington impuso a Cuba hace casi 60 años, que —aseguran— está diseñado para rendir por hambre al pueblo cubano.

    Etiquetas:
    gas licuado, sanciones, EEUU, Cuba
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik