04:22 GMT +308 Diciembre 2019
En directo
    Mauricio Macri, presidente de Argentina

    Macri en su último escándalo: el aborto que casi fue regulado en Argentina

    © Foto : Presidencia de la Nación Argentina
    América Latina
    URL corto
    0 30
    Síguenos en

    El presidente saliente de Argentina, Mauricio Macri, no pudo evitar la polémica en sus últimos días de Gobierno, luego de que la firma de un nuevo protocolo sobre el aborto generara fuertes divisiones en la interna de su ejecutivo. El mandatario intentó anular la nueva resolución, entre pedidos de destitución de su secretario de Salud.

    "La Secretaría de Gobierno de Salud aprobó el protocolo nacional para la atención integral de las personas con derecho a ILE (Interrupción Legal del Embarazo). Un gran paso para seguir avanzando en la consolidación de derechos y en la protección de la salud pública con equidad", anunció el secretario de Salud Adolfo Rubinstein.

    El nuevo decreto, publicado el miércoles en el Boletín Oficial argentino, actualizó la normativa vigente de 2015 y la adaptó a las "recomendaciones internacionales" en la materia. En el protocolo firmado por Rubinstein se establece que "las causales que habilitan a solicitar una ILE: que el embarazo constituya un peligro para la salud o la vida de la persona gestante o que haya sido producto de una violación".

    Como novedad, el protocolo habilitaba a adolescentes de entre 13 y 16 años a "dar su consentimiento autónomamente" para interrumpir embarazos "cuando esta práctica no implique un riesgo grave para su salud o su vida".

    El protocolo también remarca que "la decisión de la persona es incuestionable y no debe ser sometida por parte de las/os profesionales de salud a juicios de valor derivados de sus consideraciones personales o religiosas".

    La medida desató cuestionamientos de personalidades importantes del macrismo, como el senador Federico Pinedo, quien consideró "lamentable y claramente inconstitucional la resolución del secretario de Salud ampliando de manera irresponsable las causales de aborto no punible y limitando la objeción de conciencia médica".

    El integrante de Cambiemos reclamó que Rubinstein "no puede pasar por encima de un debate de seis meses del Congreso Nacional y legislar por sí mismo".

    Según medios argentinos, el Gobierno de Macri no estaba en conocimiento del protocolo de Rubinstein y, al enterarse, el presidente ordenó a su ministra de Desarrollo Social, Carolina Stanley, la redacción de un nuevo decreto que lo anulara.

    De acuerdo al diario Página 12, versiones desde el oficialismo indicaban que el decreto anulatorio ya había sido redactado y firmado por Stanley. Sin embargo, que no haya aparecido en el Boletín Oficial hizo pensar en un posible freno de la medida. Fuentes del medio argentino alegaban que la anulación sí se concretaría pero recién el viernes, cuando apareciera en la edición del Boletín Oficial de ese día.

    Hasta el mediodía del jueves el nuevo protocolo continuaba vigente y Rubinstein mantenía su cargo, a pesar de que algunos sectores del oficialismo reclamaban su renuncia. De todos modos, el ministro de Educación Alejandro Finocchiaro, confirmó en una rueda de prensa que el protocolo sería anulado, aunque recién el viernes.

    El propio Macri, por su parte, no se expresó sobre el caso, que evidenció rispideces internas a menos de veinte días de que culmine su mandato, el 10 de diciembre.

     

    Etiquetas:
    Mauricio Macri, Cambiemos, aborto, Argentina
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik