© Sputnik .

Un gran corro, bailes nacionales y 'Kalinka-malinka' cantada por extranjeros: en Saransk (Rusia) se han despedido de los partidos del Mundial bailando.

Los mordovianos, ataviados con su traje tradicional, enseñaron a los hinchas sus bailes típicos y los invitaron a probar su comida tradicional. El último encuentro en el Mordovia Arena tuvo lugar el 28 de junio entre Túnez y Panamá.

Etiquetas:
tradiciones, bailes, Copa Mundial de Fútbol de 2018, Saransk
Normas comunitariasDiscusión
Comentar vía SputnikComentar vía Facebook