En directo
    © Sputnik

    En la región rusa de Krasnoyarsk, más de 160.000 hectáreas de bosques fueron afectadas por fuertes incendios forestales causados por las altas temperaturas y las tormentas secas.

    Miles de socorristas, militares y voluntarios intentan controlar el fuego por tierra y aire. Ya ha devorado más de 1,8 millones de hectáreas.

    Se lograron sofocar los incendios en algunas zonas de la región.

    Los expertos del Servicio europeo de Vigilancia de la Atmósfera del Programa Copernicus advierten que el humo de los incendios está a punto de alcanzar el Polo Norte. 

    Una ola de calor afectó a la región en los meses de junio y julio.

    En particular, la localidad de Verjoyansk, conocida como el polo del frío del hemisferio norte, registró una temperatura récord de 38°C.

    Etiquetas:
    incendios forestales, Siberia
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook

    Más vídeos