14:01 GMT27 Septiembre 2020
En directo
    Tecnología
    URL corto
    0 263
    Síguenos en

    Casi todos tenemos el microondas en nuestras cocinas: este electrodoméstico ahorra tiempo y fuerzas y nos ayuda a calentar cualquier alimento en cuestión de minutos. Pero, ¿sabías que puede ser peligroso si no se usa de manera correcta?

    La Administración de Alimentos y Medicamentos de EEUU (FDA) compartió varios consejos que te ayudarán a utilizar este horno sin poner en riesgo tu salud.

    Sigue las instrucciones. El horno microondas viene acompañado de un manual del usuario que incluye precauciones de seguridad y procedimientos operativos recomendados por el fabricante. Por ejemplo, algunos hornos microondas no deben utilizarse cuando están vacíos.

    Utiliza recipientes especiales. No todos los contenedores son aptos para el uso en el microondas. En particular, no debes utilizar cacerolas de metal, ya que pueden salir chispas. Además, algunos recipientes de plástico pueden derretirse en el microondas.

    No sobrecalientes el agua. La FDA advierte que calentar el líquido más allá de la temperatura de ebullición puede dar lugar a que se desborde fuera del recipiente, algo que puede causar quemaduras en la piel. Cabe señalar que agregar el café o el azúcar en la tasa antes de calentarla reduce considerablemente el riesgo de que esto pase.     

    Protégete de la radiación. Si ves que hay riesgo de fuga de ondas —por ejemplo, si la puerta de tu horno microondas no cierra adecuadamente o está dañada—, simplemente deja de utilizar el electrodoméstico.

    ​Tampoco deberías usarlo si sigue funcionando incluso con la puerta abierta. Esto significa que tiene problemas con el sensor. Pese a que el sistema de seguridad no deja que el magnetrón genere microondas, todavía hay riesgo de que continúe emitiendo radiación.

    Etiquetas:
    horno de microondas
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook