En directo
    Tecnología
    URL corto
    0 611
    Síguenos en

    Los propietarios del teléfono insignia de Samsung, Galaxy S20 Ultra, se quejan de que el cristal de la cámara trasera de su unidad se ha roto sin motivo aparente.

    Decenas de usuarios han acudido a los foros oficiales de Samsung, según informa el portal SamMobile. 

    Las quejas aparecieron semanas después del lanzamiento del dispositivo, que cuesta unos 1.400 dólares. La mayoría de los usuarios afirman que están usando fundas de buena calidad y que no dejaron caer el teléfono o chocaron el módulo de la cámara contra algo que causara que el vidrio se rompiera. Pero a pesar de todo el cristal de la cámara trasera de sus Galaxy S20 Ultra se rompió por sí solo.

    Para algunos, el problema comenzó con una grieta muy fina en el vidrio que limitó la capacidad de la cámara. Continuó expandiéndose y limitando aún más la capacidad del zoom. Otros observaron que el vidrio de sus unidades se rompió completamente, dejando un agujero enorme.

    Samsung no considera esto más que un daño cosmético, por lo que no está cubierto por sus garantías telefónicas estándar. De este modo los usuarios tienen que pagar la reparación de su bolsillo. 

    Asimismo los usuarios sugirieron que se trata de un defecto de diseño, y algunos incluso piden a la compañía que lo retire del mercado.

    Etiquetas:
    teléfonos inteligentes, smartphone, Samsung Galaxy S20, Samsung
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook