En directo
    Tecnología
    URL corto
    1163
    Síguenos en

    Tras muchos meses de especulaciones, Sony reveló las características definitivas de su próxima consola, la PlayStation 5, que saldrá a la venta a finales de 2020.

    Según informó Mark Cerny, el hombre tras el hardware de la futura consola de la compañía japonesa, muchos de sus componentes son personalizados específicamente para este dispositivo y sus especificaciones serán como sigue:

    • Procesador AMD Zen 2 personalizado con 8 núcleos a 3,5GHz.
    • GPU con arquitectura RDNA 2 (AMD) personalizada, 32 unidades de computo y 10.28 Teraflops.
    • Memoria RAM GDDR6 de 16 GB y ancho de banda de 448 GB/s
    • Almacenamiento interno SSD de 825 GB
    • Ranura para almacenamiento externo SSD NVMe
    • Unidad de disco óptico 4K UHD Blu-ray

    Cerny destacó que dichos componentes difieren considerablemente de los que se pueden encontrar en una computadora. Así, el procesador central de la PlayStation 5 tendrá un consumo eléctrico constante y su frecuencia variará en función de la carga de trabajo.

    De tal modo, se evitará el paradigma común de las computadoras, donde se requiere un mayor consumo eléctrico para lograr una mayor frecuencia del procesador, pero que al mismo tiempo lo calienta y acarrea una pérdida de potencia.

    El procesador gráfico también goza de una tecnología innovadora. A primera vista es menos potente que el de Xbox Series X, el principal competidor de la PlayStation 5, pero la consola de Sony tiene un as en la manga. Para mantenerse a la altura, se empleará la tecnología SmartShift de AMD, con la cual el procesador central comparte la energía sin gastar con el gráfico, aumentando así su rendimiento.

    Cerny admitió que la antecesora de la PlayStation 5 no tenía un sistema de ventilación óptimo, pero aclaró sin más dar detalles que este problema no se repetirá con la última consola.

    En cuanto al almacenamiento, podría parecer raro una capacidad de 825 GB en lugar de los 512 GB o 1 TB que se suelen ver. Sin embargo, esto se debe al hecho de que los especialistas de Sony determinaron que esta capacidad sería la idónea para sacarle el mejor rendimiento a la PlayStation 5.

    Otro aspecto interesante del disco duro de la consola, que es del tipo SSD, es que los desarrolladores de los videojuegos podrán repartir sus datos en seis niveles de prioridad, cada uno de los cuales tendrá un rendimiento diferente. Además, las tecnologías de compresión que se implementaron en este proyecto permiten transmitir entre 8 y 9 GB de datos por segundo.

    En caso de que este espacio no sea suficiente para el consumidor, la consola contará con una ranura PCIe 4.0 para los discos duros NVMe. Sin embargo, visto el hecho de que la velocidad de lectura de estos discos duros tendrá que ser acorde a las prestaciones de la PlayStation 5, Cerny recomienda esperar a que salga un listado de unidades NVMe aprobadas por la compañía.

    El audio 3D será una de las funciones estrellas de la nueva consola. Según los desarrolladores de Sony, el motor Tempest, integrado en la PlayStation 5, ofrecerá un "audio 3D sin precedentes" que te permitirá determinar los lugares donde se produce un determinado sonido. También contará con la función de transferencia relacionada con la cabeza (HRTF, por sus siglas en inglés), que simulará en tiempo real la llegada de las ondas de sonido a los oídos.

    Lo mejor de todo, es que esta tecnología estará al alcance de todos: incluso aquellos que no tengan unos auriculares de gama alta. Para ello habrá 5 ajustes preestablecidos para adaptarse al sistema auditivo individual de cada persona.

    No obstante, al día de hoy sigue sin ser revelado el precio de la PlayStation 5, así como su apariencia y la fecha exacta de lanzamiento.

    Etiquetas:
    Sony, Xbox, videojuegos, PlayStation 4
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook