09:09 GMT +316 Octubre 2018
En directo
    El dron ruso destinado para detectar rupturas en las líneas de suministro de energía eléctrica de alto voltaje

    Made in Russia: crean un dron para inspeccionar redes de transmisión eléctrica (vídeo)

    © Sputnik / Evgeni Biatov
    Tecnología
    URL corto
    2171

    La empresa rusa FutureLab, ubicada dentro del parque tecnológico Skolkovo, empezó las pruebas de su dron-inspector de cable de transporte de energía eléctrica en los Emiratos Árabes Unidos. La empresa DEWA, que gestiona los suministros de agua y energía en Dubái, se vio atraída por la tecnología rusa.

    Se trata del proyecto Kanatojod ('Funámbulo', en español), que busca conjugar las capacidades de un dron volador con una plataforma móvil apta para las redes eléctricas.

    El aparato, dotado con equipos de monitoreo de la integridad estructural de los cables, puede volar hacia cualquier parte de la red eléctrica y colocarse sobre el cable.
    Luego el dron empieza a analizar la línea y transmitir sus hallazgos al centro de mando. Se puede programar la misión del dron mediante una simulación en 3D y las baterías se recargan con la misma red eléctrica.

    El objetivo del proyecto es crear un sistema capaz de inspeccionar las líneas de cables de transporte de electricidad sin arriesgar la salud de los inspectores humanos ni cerrar el flujo de electricidad.

    Asimismo, se busca evitar la dependencia de la visión individual de los empleados técnicos, así como los errores cometidos por los drones voladores convencionales, que a menudo no logran hacer un análisis detallado dada su velocidad y distancia del cable.

    A pesar de que el proyecto está en las primeras fases de su realización, varias empresas extranjeras se han mostrado interesadas en el proyecto estrenado en la feria especializada Middle East Electricity 2018 celebrada en Dubái.

    La presentación del proyecto está disponible en inglés:

    Según el comunicado de Skolkovo, la empresa rusa logró atraer el interés de múltiples empresas gestoras de electricidad de diferentes partes del mundo, incluidas algunas de América Latina, Asia y Oriente Medio.

    La empresa emiratí DEWA, considerada entre las diez mejores del planeta por su eficacia, fue la primera en pactar un contrato para las pruebas, firmado en julio pasado.

    Para el director y constructor general del Kanatojod, Alexandr Lemej, la rápida decisión se debe al enfoque innovador de DEWA, que busca tecnologías prometedoras para incorporarlas lo más rápido posible.

    "A pesar de que la finalización del proyecto todavía está lejos, la posibilidad de mostrar las nuevas tecnologías rusas en la infraestructura de las empresas energéticas extranjeras ya es una prueba en sí misma de las ventajas de nuestro proyecto frente a los competidores", sostuvo el ingeniero.

    Aunque la empresa emiratí resultó ser el primer cliente potencial extranjero de FutureLab, dentro del país ha sido la empresa Rosseti, responsable de la mayoría absoluta de todas las líneas de transporte de electricidad del país.

    La longitud total de los cables eléctricos en Rusia es de 2,5 millones de kilómetros, por eso la gestora rusa apoyó el proyecto y se comprometió a incorporar el novedoso dron para los ensayos y su uso posterior.

    Te puede interesar: 'Digitalización' de la energía: los objetivos de Rusia en América Latina

    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik
    Etiquetas:
    drones, tecnología, Rusia