31 marzo 2014, 10:47

Positivo por cocaína de un futbolista español de primera división

Positivo por cocaína de un futbolista español de primera división

Nada menos que por cocaína habría dado positivo Dani Benítez, jugador español del Granada. El control se realizó tras el encuentro ante el Betis a mediados de febrero, en el que el futbolista fue expulsado sólo dieciséis minutos después de entrar al césped, por una fuerte entrada a un rival.

El equipo, a falta de recibir los resultados del contraanálisis, ha anunciado que despedirá fulminantemente a Benítez en cuanto tenga confirmación oficial. Por lo pronto, ya le ha apartado de los entrenamientos, aunque su foto sigue apareciendo en la web del club.

“El Granada tomará las medidas oportunas, no hay otro camino. Al futbolista no se le dará la opción de continuar si se confirma el positivo, porque no es de recibo mantener una relación laboral en estas condiciones. Le abriremos un expediente disciplinario que conducirá a su despido”, explicó Javier Fernández-Rufete, Director de Comunicación del Granada, que de todas formas lamentó haberse tenido que enterar de una noticia tan grave por los medios. Los abogados del club se han puesto en contacto con el representante legal del futbolista para comunicarle la rescisión unilateral del acuerdo que le une al club por esta campaña. Cabe recordar que Benítez es propiedad del Udinese italiano y que juega en el Granada en calidad de cedido. Previsiblemente el club italiano también le despedirá, rescindiendo el año que le quedaba de contrato.

El futbolista mallorquín, extremo izquierdo de veintiséis años de edad, se enfrenta ahora a una sanción de la Agencia Española Antidopaje que le inhabilitaría para jugar durante un máximo de dos años. Benítez ya protagonizó un incidente feo hace un par de temporadas, cuando en un partido contra el Real Madrid arrojó una botella al árbitro, Clos Gómez, acción que le costó tres meses de sanción. En realidad, a nadie cogió del todo por sorpresa la noticia del positivo, pues a Benítez le precede al parecer una sólida fama de fiestero en la noche de Granada.

Siempre resultan llamativos los positivos en el deporte por drogas recreativas, como la cocaína, en vez de por sustancias dopantes, como los habituales clembuterol o la eritropoyetina (EPO). Aunque el positivo de Dani Benítez es sólo el último de una lista más o menos extensa, pues se conocen al menos veinte casos previos de positivos por cocaína sólo en el fútbol. El más célebre fue sin duda el de Diego Maradona en marzo de 1991, como jugador del Nápoles, positivo que saltó pocos meses después de que la liga italiana introdujese controles antidopaje. Fue sancionado por quince meses. Seis años más tarde, cuando ‘El Pelusa’ militaba en Boca Juniors, volvió a dar positivo por cocaína, entonces decidió retirarse.

En 1993 el delantero argentino de la Roma, Claudio Caniggia, argentino dio positivo por la misma sustancia tras un partido frente al Nápoles, fue sancionado con 13 meses. Entre los ilustres de esta lista aparece también el guardameta colombiano René Higuita, allá por octubre de 2002, cuando militaba en el Deportivo Pereira de su país. El último caso sonado fue el del defensa rumano Adrian Mutu, jugador del Chelsea y estrella del fútbol europeo, positivo por cocaína en septiembre de 2004. Fue despedido por el club, al que además tuvo que indemnizar con diecisiete millones de euros por incumplir una de las cláusulas del contrato. En su caso, la sanción se redujo a siete meses porque reconoció la infracción y alego que no utilizó las sustancias para mejorar su rendimiento deportivo sino sexual.

vg/sk

Nota: Las opiniones expresadas por el autor no necesariamente coinciden con los puntos de vista de la redacción de La Voz de Rusia.

  •  
    ya participar en el