En directo
    Sociedad
    URL corto
    2827
    Síguenos en

    El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, compartió sus planes para reformar la Policía, pero rechazó incluir en esa reforma cambios radicales en respuesta a las protestas contra la brutalidad policial provocadas por el asesinato de George Floyd.

    "Estamos trabajando en finalizar una orden ejecutiva que animará a los departamentos de Policía de todo el país a cumplir con las normas profesionales más actuales para el uso de la fuerza, incluyendo tácticas para la desescalada", declaró Trump en una mesa redonda con los representantes de la Policía en Dallas

    "Además, fomentaremos programas piloto que permitan a los trabajadores sociales unirse a ciertos agentes de la ley para que trabajen juntos", agregó.

    El presidente aseguró que no planea reducir el gasto destinado a mantener las fuerzas de orden pese a las exigencias de los activistas progresistas de canalizar una parte de la financiación policial a otros programas comunitarios.

    "No estamos reduciendo el presupuesto destinado a la Policía. Más bien, vamos por el camino contrario. Nos aseguraremos de que nuestra Policía esté bien entrenada, perfectamente entrenada, que tenga el mejor equipo", destacó el mandatario.

    Los agentes de Policía todavía tienen que "dominar las calles", pero con "compasión", señaló respecto al control de las protestas que se han vuelto violentas. "Lo hacemos con compasión. Estamos dominando la calle con compasión", explicó. 

    En la misma mesa redonda, Trump prometió fomentar el desarrollo económico en las comunidades minoritarias, abordar las disparidades en la atención de la salud por raza y ofrecer más opciones escolares.

    También declaró repetidamente su apoyo a la Policía y subrayó que no se lograría ningún progreso llamando "racistas" a millones de estadounidenses.

    Etiquetas:
    Donald Trump, policía
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook