19:23 GMT +319 Noviembre 2019
En directo
    El Santa Evita, restaurante militante

    7 maneras en las que el peronismo demuestra su fuerza en la cultura argentina

    © Sputnik / Francisco Lucotti
    Sociedad
    URL corto
    Por
    2101
    Síguenos en

    Definir qué comparten los seguidores de Perón en la actualidad, con sus contradicciones y amplitud ideológica, es una tarea compleja, pero el sentimiento que los aglutina mantiene su vigencia en la manera en que se ha transformado en parte de la idiosincrasia argentina.

    El 17 de octubre es el Día de la Lealtad Peronista, en recuerdo por esa fecha de 1945 en la que las masas obreras se movilizaron a la Plaza de Mayo, frente a Casa Rosada (sede del Gobierno) para reclamar la libertad del entonces vicepresidente, secretario de Trabajo y ministro de Guerra, Juan Domingo Perón, quien había sido detenido luego de una intriga palaciega.

    Ese día es considerado el nacimiento del peronismo como movimiento popular así como la consagración como símbolo y figura de culto de quien fuera presidente entre 1946 y 1955, expatriado luego del golpe de Estado en su contra, y nuevamente electo en 1973 hasta su muerte un año más tarde.

    "Argentina es una sociedad con una identidad en construcción, y el peronismo es la más alta síntesis de la conciencia de una democracia representativa y nacional, no hay otra etapa posterior, por eso queda la idea detenida ahí. Para Perón, peronista éramos todos, era una definición de patria que abarcaba a la totalidad de la sociedad", dijo a Sputnik Julio Bárbaro, histórico referente del partido.

    El peronismo se vuelve desde sus orígenes en un movimiento nacional y popular ("nac & pop", como se comenzó a llamar coloquialmente a mediados de la primera década del 2000). Corre el eje de la vida pública de las clases aristocráticas a las bases trabajadoras, cambia el foco desde la alta cultura que admira a Europa hacia las tradiciones folclóricas del interior de la república, y acuña una infinidad de conceptos que se vuelven parte de la identidad local.

    El peronismo y la idiosincrasia argentina

    Los dedos de la mano en señal de "v" corta, por ejemplo, es un gesto que puede significar cosas diferentes en países como Japón o Estados Unidos, pero en Argentina es la seña universal de la "victoria" peronista. Las notas de la 'marcha peronista' (o su versión modificada como 'Evita Capitana') son conocidas por todos en el país. Un día soleado es un día "peronista", en la expresión popular.

    • El Perón Perón, restaurante militante
      El Perón Perón, restaurante militante
      © Sputnik / Francisco Lucotti
    • El Perón Perón, restaurante militante
      El Perón Perón, restaurante militante
      © Sputnik / Francisco Lucotti
    • Un café con Perón, bar temático y museo
      Un café con Perón, bar temático y museo
      © Sputnik / Francisco Lucotti
    • Un café con Perón, bar temático y museo
      Un café con Perón, bar temático y museo
      © Sputnik / Francisco Lucotti
    • El Perón Perón, restaurante militante
      El Perón Perón, restaurante militante
      © Sputnik / Francisco Lucotti
    • El Santa Evita, restaurante militante
      El Santa Evita, restaurante militante
      © Sputnik / Francisco Lucotti
    • El Santa Evita, restaurante militante
      El Santa Evita, restaurante militante
      © Sputnik / Francisco Lucotti
    • El Santa Evita, restaurante militante
      El Santa Evita, restaurante militante
      © Sputnik / Francisco Lucotti
    1 / 8
    © Sputnik / Francisco Lucotti
    El Perón Perón, restaurante militante

    Las disciplinas artísticas nacionales tuvieron referentes que se han expresado como peronistas, incluso en épocas de persecución y dictadura. La canción popular de 'Peteco Carabajal' o Teresa Parodi; el tango de Enrique Santos Discépolo o Aníbal Troilo; el cine de Fernando "Pino" Solanas o Leonardo Favio. Más recientemente, actores y músicos reconocidos son las caras más visibles del peronismo más allá de las figuras políticas.

    Perón y Evita viven en el imaginario popular y en el paisaje urbano. Espacios como Un café con Perón, ubicado donde se encontraba la antigua residencia presidencial; el Palacio Unzué, demolido durante la dictadura militar (1976-1983) para evitar lugares de culto; o restaurantes como El Perón Perón o El Santa Evita son hoy sitios turísticos y gastronómicos donde el peronismo mantiene encendida la llama de su propia mitología.

    Etiquetas:
    militantes, museo, restaurante, bar, Juan Domingo Perón, Eva Perón, peronismo, Argentina
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik