07:20 GMT +314 Noviembre 2019
En directo
    Policía británica cerca de la casa de Serguéi Skripal, Salisbury, Reino Unido (archivo)

    Policía británica: "No se puede abrir ningún caso" contra el Kremlin por los Skripal

    © AP Photo / Matt Dunham
    Sociedad
    URL corto
    10422
    Síguenos en

    La Policía Metropolitana de Londres no tiene pruebas de que las autoridades de Rusia tengan algo que ver con la intoxicación del exespía Serguéi Skripal y su hija Yulia en marzo de 2018, informó The Guardian.

    Según declaró al medio el vicecomisario de la Policía Neil Basu, la investigación del incidente continúa. De acuerdo con Basu, "no se puede abrir ningún caso" contra el Kremlin respecto a la preparación del ataque.

    "Somos oficiales de policía, así que tenemos que ir por pruebas. Ha habido una cantidad enorme de especulaciones sobre quién era responsable o quién dio las órdenes, todas basadas en los conocimientos de expertos sobre Rusia. Pero yo necesito seguir las pruebas", indicó.

    La declaración se publica meses después de que varios políticos y la inteligencia británica acusaran a Rusia de planear y realizar el envenenamiento de los Skripal "con alto grado de probabilidad". Sin embargo, hasta ahora no se ha presentado evidencia contundente que pruebe que los acusados Alexandr Petrov y Ruslán Boshírov —dos rusos que aseguran haber hecho turismo, pero a quienes Londres señala como agentes— hayan sido los atacantes.

    El caso Skripal

    El 4 de marzo de 2018, el exoficial de la inteligencia militar rusa reclutado por el servicio secreto británico MI6, Serguéi Skripal, y su hija Yulia fueron hallados inconscientes cerca de un centro comercial de la ciudad británica de Salisbury.

    Las autoridades británicas responsabilizaron a Moscú de estar detrás del envenenamiento. Por su parte, el Kremlin rechazó las acusaciones de Londres y las calificó como "infundadas". 

    "Rusia no tuvo ni tiene nada que ver con los eventos en Salisbury. No está involucrada de ninguna manera", declaró el portavoz de Vladímir Putin, Dmitri Peskov.

    A su vez, la entonces primera ministra británica, Theresa May, anunció la expulsión de 23 diplomáticos rusos y la cancelación de todos los contactos de alto nivel entre Londres y Moscú como medida de represalia. 

    Etiquetas:
    Scotland Yard, Reino Unido, envenenamiento, caso Skripal
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik