En directo
    Manifestación en Ventanas, Valparaíso, Chile, contra las empresas contaminantes instaladas en el lugar

    Otra vez en la calle: mujeres se manifiestan contra empresas contaminantes en Chile

    © Foto : Cortesía de Mujeres de Zonas de Sacrificio en Resistencia
    Sociedad
    URL corto
    Angelina de los Santos
    0 40

    Mujeres con carteles y entonando cánticos que piden aire y suelos limpios para poder vivir; eso se vio y escuchó durante el mediodía de este 18 de abril frente a las empresas contaminantes AES Gener y Puerto Ventanas, en la Bahía de Quintero, Chile. Una vez más la comunidad exigió que se respete su derecho de vivir en un ambiente sano.

    Esta vez las mujeres salieron a la calle en rechazo a la ampliación de la química Oxiquim, que prevé agrandar su planta con un muelle multipropósito. Según publicó Mundo Marítimo, la iniciativa contempla una inversión de 110 millones de dólares para la construcción de dos terminales en la Bahía que se destinarán a la transferencia de graneles sólidos y líquidos contaminantes. Para ello, prevé dragar 17,5 hectáreas del fondo marino para darle una profundidad de entre 17 y 22 metros, equivalentes a 831.000 metros cúbicos; el material será vertido a cinco millas marinas (9,6 kilómetros) frente al pueblo de pescadores de Horcón.

    "Nos juntamos a reclamar porque Oxiquim va a remover una cantidad de metales pesados impresionante, y además, va a llevar y traer concentrados de cobre y otros elementos tóxicos, químicos. Eso va a seguir produciendo los hidrocarburos volátiles que nos han hecho tan mal y nos han envenenado tanto", dijo a Sputnik Katta Alonso, presidenta de Mujeres de Zonas de Sacrificio en Resistencia.

    Alonso se refería —entre otros casos—, al último episodio de intoxicación masivo que sufrieron los habitantes de la Bahía. Durante la última semana de agosto y las primeras dos de septiembre de 2018, los gases tóxicos emitidos por las plantas industriales envenenaron a 1.700 personas, principalmente niños, niñas y adolescentes. Las mujeres también exigen "verdad y justicia" para dilucidar qué fue lo que sucedió y encontrar responsables.

    Más: Organizaciones sociales de Chile preparan una cumbre paralela a la COP25

    Ellas también están en contra del proyecto de desaladora de AES Gener —otra de las fábricas que están instaladas allí—. La empresa pidió los permisos para invertir 100 millones de dólares para desalar agua del mar, informó Revista Electricidad. Parte del agua será para el uso interno de la central eléctrica, el grueso de la producción está pensada para venderla a otras empresas.

    Manifestación en Ventanas, Valparaíso, Chile, contra las empresas contaminantes instaladas en el lugar
    © Foto : Cortesía de Mujeres de Zonas de Sacrificio en Resistencia
    Manifestación en Ventanas, Valparaíso, Chile, contra las empresas contaminantes instaladas en el lugar

    "A nosotras nos dejan todas las externalidades negativas, porque la tecnología [que utilizan las empresas del cordón industrial] es tan mala que además de chuparnos el agua y matar todo el plancton y todo lo que se pueda estar renovando en la Bahía, van a dejar la sal en Horcón, donde los pescadores aún viven de la pesca, y esa sería su muerte absolutamente", advirtió Alonso.

    A su vez, hay otra cuestión que molesta y preocupa a la comunidad: los cambios en el uso de suelos establecidos en el Plan Regulador Metropolitano de Valparaíso (PREMVAL). El lunes 15 de abril el subsecretario del ministerio de Vivienda y Urbanismo presentó el plan 'Chile Cambia de Aire' para las comunas de Quintero y Puchuncaví, el cual, entre otras cosas, realiza un cambio al PREMVAL al destinar a actividades "inofensivas" las 754 hectáreas que quedaban disponibles en la zona para la instalación de industrias "peligrosas y molestas".

    "La gran noticia que podemos transmitir a los vecinos, es que se da inicio al estudio de cambio de suelo de 754 hectáreas, las cuales actualmente permiten actividades productivas peligrosas, pero como cartera se ha decidido llevarlas a actividades inofensivas", dijo el subsecretario.

    También: "Ante la CIDH quedó claro que el Estado ha actuado de manera pasiva fernte a la contaminación" en Chile

    "Es super ambiguo el término —dijo Alonso—. Vamos a seguir dependiendo del Gobierno de turno y lo que ellos llamen 'industria inofensiva'. AES Gener, que tiene cuatro termoeléctricas a carbón en la Bahía y que nos contamina todos los días nuestras playas y el aire y todo, entró como industria inofensiva. Los estanques de gas hidrocarburo, están como inofensivos", indicó.

    Manifestación en Ventanas, Valparaíso, Chile, contra las empresas contaminantes instaladas en el lugar
    © Foto : Cortesía de Mujeres de Zonas de Sacrificio en Resistencia
    Manifestación en Ventanas, Valparaíso, Chile, contra las empresas contaminantes instaladas en el lugar

    En esa línea también se manifestó la Fundación Terram. Tras el anuncio del subsecretario, emitió un comunicado en el que señala que los establecimientos industriales "inofensivos" están definidos por el ministerio de Salud como aquellos que "no producen daños ni molestias a la comunidad, personas o entorno, controlando y neutralizando los efectos del proceso productivo o de acopio".

    Sin embargo, recordaron que en 2010, el mismo ministerio "reclasificó" a la termoeléctrica Castilla; pasándola de la categoría "contaminante" a "molesta". El caso llegó hasta la Corte Suprema "por la presión de organizaciones ambientales, que señalaban que lo que esta empresa declaraba en su Estudio de Impacto Ambiental" evidenciaba que era contaminante. El Poder Judicial falló a favor de las comunidades.

    Las mujeres también exigen que se construyan áreas verdes en las 754 hectáreas de extensión del parque industrial, en vez de las supuestas "empresas inofensivas", señaló Alonso.

    Manifestación en Ventanas, Valparaíso, Chile, contra las empresas contaminantes instaladas en el lugar
    © Foto : Cortesía de Mujeres de Zonas de Sacrificio en Resistencia
    Manifestación en Ventanas, Valparaíso, Chile, contra las empresas contaminantes instaladas en el lugar

    La Bahía de Quintero es considerada —popularmente, por organizaciones de ciudadanos e incluso por el Instituto Nacional de Derechos Humanos de Chile—, como "zona de sacrificio": debido a la concentración de procesos industriales que han sobrepasado los parámetros legales de emisiones contaminantes, se reconoce que esos territorios y habitantes son "sacrificados" en pos del desarrollo económico del país.

    Manifestación en Ventanas, Valparaíso, Chile, contra las empresas contaminantes instaladas en el lugar
    © Foto : Cortesía de Mujeres de Zonas de Sacrificio en Resistencia
    Manifestación en Ventanas, Valparaíso, Chile, contra las empresas contaminantes instaladas en el lugar

    Aunque había hombres en la manifestación, la comunidad afectada por la contaminación que producen las 19 empresas que están instaladas en uno de los parques industriales más grandes de Chile, reconoce que quienes dirigen la lucha son principalmente las mujeres que habitan el lugar y se organizaron para defender lo que es suyo: la vida. Ellas no se cansan.

    "Fue una manifestación chiquita. Fuimos pocas [mujeres] pero muy fuertes y con muchas ganas de seguir luchando por esta alicaída Bahía", resumió Alonso.

    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik
    Etiquetas:
    contaminación, Mujeres de Zonas de Sacrificio en Resistencia, Bahía de Quintero, Chile