En directo
    Barrio Chino de Buenos Aires, Argentina

    Bienvenidos a 'Argen-China': así vive la comunidad china en Argentina (fotos)

    © Sputnik / Francisco Lucotti
    Sociedad
    URL corto
    Francisco Lucotti
    2173

    Destacados por su bajo perfil, austeridad y gran espíritu trabajador, la comunidad de origen chino forma parte indiscutible del tejido social de la Argentina, y sus comercios, supermercados y restaurantes son una marca intrínseca y pintoresca del paisaje urbano.

    Yang llegó a la Argentina hace 20 años, es propietario de un supermercado ubicado en el barrio porteño de Palermo. Lo atienden él mismo, su padre y su mujer, aunque no es raro ver también a sus hijos adolescentes detrás de la caja entre las cuatro y las seis de la tarde. Como muchas de las familias chinas radicadas en este país austral, ellos viven en un departamento que se encuentra detrás del comercio, que está abierto los 365 días del año.

    "Dicen que en Buenos Aires hay un supermercado nuestro en cada cuadra, ¡y tienen razón!", dijo Yang a Sputnik, antes de estallar en carcajadas. Más allá de la exageración, el fenómeno de la proliferación extensiva de este tipo de tiendas minoristas y su relación directa con la creciente afluencia de inmigrantes del país asiático en las últimas décadas es absolutamente innegable.

    "Se calcula que hay alrededor de 12.000 supermercados chinos en Argentina, casi todos en Buenos Aires. Hasta hace tres años se limitaban a la capital, con un acuerdo tácito de que no hubieran más de uno en un radio de tres cuadras. Pero la saturación hizo que los recién llegados empezaran a extenderse hacia el conurbano y algunas de las grandes localidades del resto del país con más de 80.000 habitantes", dijo a Sputnik Ernesto Fernández Taboada, director ejecutivo de la Cámara Argentino China de la Producción, la Industria y el Comercio.

    Barrio Chino en Buenos Aires, Argentina
    © Sputnik / Francisco Lucotti
    Barrio Chino en Buenos Aires, Argentina

    La gran oleada de inmigración comenzó en la década del 90 y más del 80% proviene de la provincia de Fujián, en la región del sudeste, frente a la isla de Taiwán. Aunque no existen cálculos actualizados y certeros, se estima que viven en el país alrededor de 200.000 personas de origen chino, incluyendo a los jóvenes que nacieron acá.

    Proveniente de Fujián y también padre de dos hijos es Pablo, seudónimo latino que eligió este hombre de 37 años, que vino por primera vez a la Argentina hace 12 años de vacaciones a visitar a su hermana y su cuñado, quienes se establecieron en los 90. Primero ayudaba en el local donde trabajaba su familia, ahora está montando una fábrica de pastas en la localidad de San Martín, en las afueras de la ciudad de Buenos Aires, "donde es más barato el alquiler", dijo este emprendedor a Sputnik.

    Barrio Chino de Buenos Aires, Argentina
    © Sputnik / Francisco Lucotti
    Barrio Chino de Buenos Aires, Argentina

    Pablo se trajo a sus hijos recién hace dos años al país y dice no tener planes de regresar. "Me gusta vivir acá, es más tranquilo que en Fujián; allá hay mucha competencia, son muchos trabajadores queriendo hacer lo mismo en el mismo lugar", explicó. Ahora la familia de cuatro vive en la zona porteña de Belgrano, cerca de la escuela donde estudian los niños y de la tienda donde trabaja actualmente, uno de los pocos comercios del Barrio Chino que todavía parece orientado al público oriental y no al turista.

    El Barrio Chino de Buenos Aires es un centro comercial y gastronómico de dos cuadras (y sus aledañas), enmarcadas por un arco ornamentado y estatuas de estilo oriental, donde originalmente se establecieron los primeros inmigrantes taiwaneses que llegaron al país en la década del 80. Años más tarde, fueron los habitantes de la República Popular China los que comenzaron a llegar en mayores volúmenes, radicándose también en barrios más céntricos de la capital.

    Tienda en el Barrio Chino de Buenos Aires, Argentina
    © Sputnik / Francisco Lucotti
    Tienda en el Barrio Chino de Buenos Aires, Argentina

    Hoy la comunidad china no tiene un núcleo comunitario en sí y el Barrio Chino es principalmente una atracción turística donde conviven placenteramente los establecimientos de la comunidad taiwanesa, los restaurantes japoneses y los supermercados, bazares y locales de gastronomía china.

    La Argentina es un país formado por las inmigraciones provenientes de las diásporas del mundo, con una política de apertura a los extranjeros que quieren instalarse legalmente. Según las cifras registradas por la oficina de Migraciones para 2017, China se ubicó en el primer lugar entre los países no pertenecientes a la región latinoamericana en número de radicaciones, décima a nivel general, aunque en 2010 llegó a estar cuarta, en el pico de ingresos.

    Fernández Taboada explicó el vínculo entre la elección de la Argentina con el fenómeno del "boom" de los supermercados chinos. En primer lugar, la población de la provincia de Fujián se caracteriza por ser una zona de comerciantes especializados en este tipo de actividades. Los jefes de familia fueron llegando de a poco y corriendo la voz a sus familiares, trayendo a sus consanguíneos amparados por la ley, quienes viven y trabajan en el comercio, que suelen estar abiertos hasta los feriados y domingos.

    Comunidad china en Argentina
    © Sputnik / Francisco Lucotti
    Comunidad china en Argentina

    "La comunidad china es muy solidaria entre sus miembros, muy modestos en sus costumbres y muy austeros en sus gastos", dijo el director ejecutivo de la Cámara de Comercio Argentino China.

    Además: Brasil instaura el día nacional de la inmigración china

    "El éxito del modelo de negocios radica en dos cuestiones: los dueños de los supermercados empezaron a crear 'cadenas' que les permiten negociar mejores precios con los proveedores. Pero principalmente, su diferencial es que, debido a su cultura, no exigen financiamiento y pagan 'cash' al momento de la entrega de la mercadería", agregó.

    Barrio Chino en Buenos Aires, Argentina
    © Sputnik / Francisco Lucotti
    Barrio Chino en Buenos Aires, Argentina

    Yang, dueño de uno de estos supermercados, es también oriundo de Fujián y sus dos hijos son primera generación de nacidos lejos del país de sus padres. A diferencia de ellos, no cargan con la barrera idiomática y cultural que hace que todavía no sea del todo fluida la integración de esta comunidad con la local.

    "Somos gente muy trabajadora y tranquila. Nuestra familia es lo más importante y nos cuidamos entre nosotros", dijo, como queriendo explicar el por qué de esa distancia. Pero luego, como mostrando que existe un cambio, aclaró: "Mi hijo mayor quiere estudiar en la universidad y ser abogado, y el menor es fanático del fútbol y de Messi".

    Además:

    Inversiones mineras en Perú no sufrirán por guerra comercial entre China y EEUU
    Bolivia impulsa producción de café orgánico con la mirada puesta en China
    Guerra comercial de EEUU y China "daña a los productores nacionales"
    Etiquetas:
    sociedad, migración, comunidad, inmigrantes, Argentina
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik