En directo
    Anti-Castro activist Luis Posada Carriles

    Así era el exagente de la CIA "asociado a todo lo malo que le ocurrió a Cuba"

    © AP Photo/ Alan Diaz
    Sociedad
    URL corto
    6283

    El exagente de la CIA Luis Posada Carriles murió en la mañana de este 23 de mayo a los 90 años de edad sin pagar por los crímenes a los que estuvo vinculado desde las dictaduras militares de América Latina. Sputnik te cuenta por qué es considerado un terrorista por los Gobiernos de Cuba y Venezuela.

    Luis Clemente Faustino Posada Carriles nació en la provincia de Cienfuegos, el 15 de febrero de 1928. Allí trabajó como perito azucarero y tuvo dos hijos en un segundo matrimonio que tras el divorcio emigraron a la ciudad de Miami junto a su madre.

    En 1954 se trasladó a La Habana para estudiar medicina, pero abandonó los estudios y comenzó a trabajar de supervisor de la empresa Firestone. Desde allí se vinculó con políticos del Gobierno de Fulgencio Batista y en 1959 cuando triunfa la Revolución, se asila en la embajada de Argentina y sale del país en 1961 rumbo a Estados Unidos.

    A su llegada al país norteamericano se incorporó a los preparativos de la Invasión a Playa Girón (1961) como parte de la Operación 40 encargada de apoyar el desembarco de las tropas estadounidenses en la Isla. Su barco no llegó a tiempo al sitio acordado por lo que continuó en dirección a Puerto Rico tras el fracaso de las acciones.

    A su regreso al territorio estadounidense fue reclutado por la Agencia Central de Inteligencia (CIA) y comenzó su instrucción en distintas instituciones armadas en técnicas militares, tácticas de espionaje, sabotajes y manejo de explosivos, entre otras.

    ​El especialista Elvis Rodríguez, del Instituto de Historia de Cuba afirmó a Sputnik que a partir de entonces, Posada comenzó a formar parte de una extrema anticastrista que utilizó las formas más violentas y criminales para derrocar al nuevo Gobierno revolucionario.

    "Hoy nos enteramos del fallecimiento, ha muerto una persona. No hay en nuestro pueblo actos de repudio ni de venganza, el cubano sabe cuál ha sido la conducta de Posada Carriles, al servicio de quién estuvo y qué pretendía", afirmó Rodríguez.

    El seis de octubre de 1976 un avión de Cubana de Aviación explotó en pleno vuelo sobre las costas de Barbados donde perdieron la vida 73 personas, de las cuales 57 eran cubanos, 11 guyaneses y cinco coreanos. Posada Carriles fue acusado de ser el autor intelectual del crimen por los Gobiernos de Cuba y Venezuela.

    En el atentado murieron todos los miembros del equipo de esgrima de Cuba que habían logrado medallas de oro en el Campeonato Centroamericano y del Caribe que tuvo lugar ese año en Venezuela. El crimen es considerado como uno de los hechos más brutales de la CIA contra la Revolución cubana.

    Según el especialista cubano, hechos como este "marcaron la figura de Posada Carriles en la conciencia social del pueblo cubano".

    En el sepelio de las víctimas en la Plaza de la Revolución de la capital cubana al que acudieron más de un millón de personas, Fidel Castro pronunció una de sus frases históricas: "Millones de cubanos lloramos hoy junto a los seres queridos de las víctimas del abominable crimen ¡Y cuando un pueblo enérgico y viril llora, la injusticia tiembla!".

    El historiador Rodríguez contó a Sputnik que "el pueblo cubano siempre pidió justicia, pero una justicia legal, no por personas aisladas (…) Con su muerte lo único que nos duele es que no haya sido sancionado como corresponde por las leyes, por los tribunales y que vivió al amparo de quienes lo protegían", afirmó.

    En 1997 se produjeron varias explosiones en instalaciones turísticas de la capital cubana, de las cuales Posada Carriles también fue autor intelectual. Estas acciones ocasionaron un muerto y siete personas heridas, además de cuantiosos daños materiales y afectaciones al turismo cubano.

    El diario Miami Herald publicó una investigación sobre las bombas colocadas en varios hoteles en Cuba y la conexión de estos hechos con una banda de delincuentes salvadoreños, asaltantes de bancos, residencias y ladrones. El escrito concluyó que el exagente de la CIA había sido el cerebro de estas actividades, según refiere Ecured.

    "Este modo es un ejemplo de cómo el imperialismo estadounidense enseña a otras personas a actuar", explicó el historiador cubano.

    No obstante, Rodríguez aclaró que tras su muerte "no esperen del pueblo cubano un acto de repudio, de alegría ni de fiesta, ese no es el sentimiento de este pueblo. Lo único que lamentamos es que nunca haya sido sancionado como correspondía por todos los crímenes que hizo no solamente al pueblo cubano sino en otros lugares: su historial es sucio", dijo el especialista desde La Habana.

    Más información: "Posada Carriles ocasionó mucho dolor"

    En América Latina su nombre está asociado a numerosos actos conspirativos. Venezuela fue uno de los países que reclamó su extradición para juzgarlo y sancionarlo pero la justicia norteamericana alegó que no había suficientes pruebas contra Posada Carriles.

    "Está asociado a todo lo malo que nos ha ocurrido a los cubanos, siempre estuvo presente desde la hostilidad, que lo convirtió en un ser inhumano. Por eso es imperdonable que nunca lo hayan sancionado", expresó Rodríguez.

    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik

    Además:

    Rusia y Cuba firman convenios de exención de visados y cooperación cultural
    Muere una de las tres sobrevivientes del accidente aéreo en Cuba
    Vice del Consejo de Ministros de Cuba viaja a Foro Económico Internacional en Rusia
    Identificadas 36 víctimas de accidente aéreo en Cuba
    Etiquetas:
    justicia, extradición, cubanos, explosiones, ataque aéreo, terrorismo, muerte, Luis Posada Carriles, América Latina