20:16 GMT +315 Noviembre 2018
En directo
    People are silhouetted as they pose with laptops in front of a screen projected with a Facebook logo, in this picture illustration taken in Zenica October 29, 2014.

    "No hay que ser paranoico, sino consciente de que compartimos muchos datos en la web"

    © REUTERS / Dado Ruvic
    Sociedad
    URL corto
    0 10

    El sábado 17 se dio a conocer cómo Cambridge Analytica, la empresa que ideó la campaña electoral de Donald Trump, recopiló información de usuarios de Facebook y construyó un "arma de guerra psicológica" con la que manipuló la opinión pública. Sputnik conversó con el especialista Camilo Gutiérrez sobre la protección de la privacidad del usuario.

    Según publicó The New York Times y The Observer, el científico de datos Christopher Wylie ayudó a montar la consultora electoral británica que trabajó para la campaña de Trump en 2016 y fue uno de los creadores de una artimaña comunicacional inédita.

    Wylie reveló que obtuvieron datos de perfiles de 50 millones de personas a través de una aplicación desarrollada con fines académicos (a la que Facebook le dio permiso para operar) que pedía a los usuarios loguearse con Facebook, y que utilizaron esa información para elaborar campañas de propaganda individualizadas para influir en los posibles votantes, no mediante la persuasión, sino a través del "dominio informativo", se lee en los reportajes.

    Lo cierto es que la famosa red social está otra vez en jaque porque se puso en tela de juicio los recaudos que tiene la empresa para proteger la privacidad de sus usuarios. No obstante, hay quienes piensan que la compañía no debería verse involucrada porque cuenta con el respaldo de cada usuario que acepta sus términos y condiciones de uso y, por ende, consideran que Cambridge Analytics fue la que obró mal.

    "Lo importante de todo esto es cómo arranca este embrollo: con los usuarios dando su información a la aplicación, muchas veces sin ser consciente de ello", dijo Gutiérrez, experto en seguridad informática de ESET consultado por Sputnik.

    En ese sentido, aclaró: "Se habla de robo de datos de Facebook, pero no es así, la recopilación de información se hizo de forma regular". Para Gutiérrez la clave está en que los usuarios tomen "conciencia" de que las redes sociales, aplicaciones, dispositivos y servicios gratuitos procesan su información para hacer marketing, mejorar la experiencia de navegación, etcétera, y que ello podría llegar a implicar una vulneración a su privacidad.

    Edward Snowden, responsable de desvelar los programas de espionaje masivos de la National Security Administration de Estados Unidos, piensa que más que una red social, Facebook es "una empresa de vigilancia". 

    "El problema y debate se abre porque hay muchos usuarios que quizá lo desconocen o sencillamente no le prestan atención porque piensan que su información no es valiosa, y cuando se pone en evidencia que sí, que se pueden hacer muchas cosas con los datos procesados, se genera este tipo de situaciones", aseguró Gutierrez.

    Sobre la aplicación y su relación con Facebook

    La compañía liderada por Mark Zuckerberg negó la existencia de una falla de seguridad y puso en marcha una auditoría interna. También aclaró que los datos fueron recolectados por una aplicación desarrollada por el profesor de psicología Aleksandr Kogan, de la Universidad de Cambridge, que en 2015 pidió autorización a la compañía para realizar estudios con propósitos académicos, no para su uso comercial.

    Según la red social, el software que desarrollaron, "thisisyourdigitallife" (esta es tu vida digital), fue utilizada por unas 270.000 personas, no obstante, al dar consentimiento para el uso de la aplicación no sólo liberaba el acceso a sus cuentas y actividad en Facebook, sino también a datos relacionados con sus amigos.

    En Estados Unidos la Comisión Federal de Comercio está analizando el tema, también la Information Commissioner's Office del Reino Unido y una comisión parlamentaria que citó a Zuckerberg para saber si este tipo de procesos se utilizaron e influyeron en el referéndum sobre el Brexit.

    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik

    Además:

    Israel advierte que los terroristas migran de Facebook a Twitter
    Facebook censura las páginas de los ultras patrióticos británicos Britain Face
    Etiquetas:
    ciberseguridad, privacidad, Facebook, Reino Unido, EEUU