Widgets Magazine
En directo
    Derrame de crudo (imagen referencial)

    Metal en sangre: la población peruana contaminada por la acción de las petroleras

    © REUTERS / Lucy Nicholson
    Sociedad
    URL corto
    0 10

    Sputnik dialogó con uno de los autores del estudio científico que visibiliza el impacto ambiental de los vertidos procedentes de la extracción petrolera en ríos de la Amazonía.

    Los vertidos de la producción petrolera incrementaron la salinidad del Río Amazonas en un 30%. Así lo reveló una investigación focalizada en la frontera de Perú con Ecuador, realizada por la Universidad Autónoma de Barcelona y la Universidad Erasmus de Rotterdam. El estudio comenzó en 2006 y recolectó informes oficiales y de empresas petroleras del período comprendido entre 1987 y 2013. Así se llegó al análisis de una base de datos de más de 3.000 muestras de agua.

    "Encontramos que el vertido de estas aguas de formación significó un incremento de las concentraciones por plomo, cloruro, cadmio, cromo, y bario en los ríos de la región. Superan los máximos permitidos de estos metales en las aguas y ponen en riesgo la fauna, flora y a las poblaciones indígenas que viven en la región", dijo a Sputnik Martí Orta, doctor en ciencias ambientales y uno de los responsables del estudio.

    Las aguas de formación contribuyen a la generación del hidrocarburo y llegan a representar hasta el 98% de lo que se extrae del yacimiento. El estudio indica que desde 1972 hasta 2009 se vertieron por día un millón de barriles diarios principalmente en las cabeceras de los ríos Corrientes y Tigre, en una zona de la Amazonía peruana próxima a la frontera con Ecuador.

    Los resultados ponen de manifiesto la presencia en el agua de los ríos de niveles muy superiores a los habituales de cloruro, cromo, bario, plomo y cromo hexavalente. Esta contaminación local fruto de la actividad hidrocarburífera tiene una implicación suprarregional y transnacional muy amplia, ya que los vertidos impactan en las zonas más bajas de la Amazonía.

    "Muchos de estos metales son cancerígenos. Los efectos en el ser humano son enormes. El plomo, por ejemplo, es un neurotóxico y afecta el desarrollo neuronal en particular de los menores de edad. Estos metales suponen una cadena de impactos en la salud, que van desde afectaciones renales al neurodesarrollo. Diferentes aspectos de la vida humana pueden verse comprometidos por el contacto con ellos", explicó Orta.

    El investigador aseguró que el cambio en el procesamiento de esas aguas se dio gracias a la acción de las comunidades locales. Sin embargo, todavía hay riesgos. "El Estado peruano tenía conocimiento de esta situación y no hizo nada. Fue a raíz de una movilización indígena, donde se tomaron las petroleras y cerraron los pozos, que el Gobierno y las empresas se comprometieron a hacer algo al respecto", señaló.

    Entonces el ministerio de Salud peruano realizó un estudio en la zona con una muestra de población de la etnia Achuar, y encontró que entre el 66 y el 99% de los casos había concentraciones de cadmio y plomo en sangre que superan los límites recomendados por la Organización Mundial de la Salud (OMS).

    La contaminación registrada se extiende a miles de kilómetros. Los investigadores advirtieron que podría ser mayor, ya que muchas de las muestras no se tomaron correctamente. Según la legislación, estas deben extraerse en un radio de 500 metros del foco de contaminación. Sin embargo muchas fueron tomadas hasta a 36 kilómetros de distancia.

    Lea más: Indígenas en Perú ocupan predio de petrolera canadiense en reclamo de pago de tierras

    "La propia empresa ha detectado más de 2.000 derrames de crudo en la zona. Espero que este estudio sirva para dar evidencia rigurosa para llevar soluciones que inviertan la situación", concluyó el científico.

    Además:

    "En Perú la discriminación a la raza indígena es muy fuerte"
    Petroperú atenderá a comunidades indígenas afectadas por derrame en la Amazonia
    Derrames de petróleo son una constante en la Amazonia peruana, dice ONG
    Etiquetas:
    medio ambiente, petróleo, contaminación, Perú
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik