Widgets Magazine
01:34 GMT +322 Octubre 2019
En directo
    Imágenes de los desaparecidos de Ayotzinapa (archivo)

    CIDH denuncia en México manipulación de evidencias en caso Ayotzinapa

    © REUTERS / Jorge Dan Lopez
    Sociedad
    URL corto
    Desaparición forzada de 43 estudiantes en Iguala (75)
    0 0 0
    Síguenos en

    Los investigadores federales de la desaparición en México de 43 estudiantes de la escuela rural de maestros de Ayotzinapa, de la cual se cumplirá un año en septiembre próximo, han extraviado y manipulado evidencias del caso, denunciaron este lunes expertos de la Comisión Interamericana de DDHH (CIDH).

    El grupo de investigadores independientes de la masacre saldada con seis muertos, 25 heridos y 43 desaparecidos hace casi un año, presentó un adelanto del informe final que entregará el próximo mes para denunciar que en las pesquisas de la Procuraduría General de la República (PGR) "no ha sido utilizada como evidencia el hallazgo de ropa" de algunos jóvenes desaparecidos y que un video ha sido extraviado del expediente.

    "Este hecho es grave, tanto desde el punto de vista de la investigación como de la importancia que tiene para los familiares", dijo la abogada colombiana Angela Buitrago en la presentación de los avances de la investigación independiente, iniciada en marzo pasado sobre la masacre perpetrada la noche del 26 de septiembre pasado en Iguala, estado de Guerrero.

    Lea más: El caso Iguala: la noche en que la serenidad devino en pesadilla

    Los expertos fotografiaron y tomaron evidencias genéticas de la ropa el 29 y 30 de julio pasado y las enviaron a forenses argentinos que colaboran con las familias y a un laboratorio de la Universidad de Innsbruck, Austria, donde han sido analizados restos humanos; pero sólo ha sido identificado uno de los alumnos desaparecidos.

    Gracias a la gestión del grupo de expertos, los familiares de los desparecidos podrán ahora revisar la ropa para comprobar si pertenecía a sus hijos: "Dicha situación (sobre la ropa encontrada) no era conocida por los familiares ni sus representantes, y tampoco existía un registro específico ni procesamiento de la misma", indica un informe presentado.

    De acuerdo con la investigación, 43 de los estudiantes de la escuela rural de maestros de Ayotizinapa balaceados en Iguala con saldo de seis muertos y decenas de heridos, fueron entregados por policías a narcotraficantes confabulados con el alcalde de Iguala, José Luis Abarca, uno de los casi cien detenidos entre policías, funcionarios y narcotraficantes.

    La investigación federal establece como "verdad histórica" que los jóvenes fueron asesinados en un paraje del poblado vecino de Cocula, bajo sospecha de pertenecer a una mafia rival de los autodenominados "Guerreros Unidos", y sus restos incinerados en un basurero habrían sido lanzados a un río de donde sólo se rescataron 17 despojos humanos aún sin identificar.

    Un video de la intervención policial tampoco ha sido presentado como evidencia y habría sido destruida luego de ser entregada a un tribunal: "esto debe ser investigado de inmediato" por la Procuraduría, dijo el grupo en su posicionamiento.

    Finalmente, denunciaron que no habían sido autorizados a interrogar a militares del cuartel de Iguala, y las autoridades les pidieron un cuestionario escrito en reemplazo del interrogatorio de investigación.

    "No vamos a entregarles un cuestionario (a las autoridades mexicanas), eso significa que no tenemos control de cómo se responde, de qué se responde ni la posibilidad de que se precisen puntos que vayan saliendo durante la declaración", dijo a su turno el fiscal chileno Francisco Cox, quien fue parte de la investigación que culminó en la extradición del dictador chileno Augusto Pinochet a España.

    "Con las pruebas disponibles no tenemos evidencia ni de vida ni de muerte", puntualizó el investigador español Carlos Beristain, redactor del informe "Guatemala nunca más" sobre las masacres de indígenas en la pasada guerra civil en ese país.

    La presentación del informe final ha despertado expectativas de que la investigación federal tome un nuevo rumbo, dijo a Sputnik Nóvosti un dirigente humanitario que trabaja en las montañas de Guerrero donde ocurrió la tragedia y es parte de las ONG que auxilian legalmente a los familiares de los desaparecidos.

    "Lo que se espera es que el informe de los expertos de la CIDH sirva como un soporte que obligue a las autoridades a cambiar el rumbo de las investigaciones, porque hasta la fecha siguen recabando datos en la misma línea de la llamada "verdad histórica", ampliando los daros de la hipótesis original, sin considerar los nuevos hallazgos", dijo vía telefónica Abel Barrera, director del Centro de DDHH de la Montaña.

    La principal crítica de los organismos humanitarios es que "no se investiga hacia arriba sobre autoridades de niveles superiores, tampoco la colusión de las autoridades de alto nivel con el crimen organizado ni el papel que jugaron los militares del cuartel de Iguala", dijo a Sputnik Nóvosti Barrera, premio de DDHH por Amnistía Internacional.

    Tema:
    Desaparición forzada de 43 estudiantes en Iguala (75)

    Además:

    Familiares de normalistas de Ayotzinapa trazan lazos con víctimas del terrorismo de Estado
    Misión de la CIDH investiga en México desaparición de 43 estudiantes de Ayotzinapa
    Comienza trabajos la misión de la CIDH por masacre de estudiantes de Ayotzinapa en México
    Etiquetas:
    CIDH, Ayotzinapa, México
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik