En directo
    Sociedad

    Primer ministro nipón Noda tiene la más escasa fortuna en comparación con sus antecesores

    Sociedad
    URL corto
    0 0 0

    El primer ministro del Japón, Yoshihiko Noda, resultó ser el de la fortuna más reducida entre todos los jefes de Gobierno de su país a partir de 1984, año en que comenzaron a publicarse tales datos, informó hoy la web del Ejecutivo nipón.

    El primer ministro del Japón, Yoshihiko Noda, resultó ser el de la fortuna más reducida entre todos los jefes de Gobierno de su país a partir de 1984, año en que comenzaron a publicarse tales datos, informó hoy la web del Ejecutivo nipón.

    Los bienes que posee Noda se valoran en 17,74 millones de yenes (230 mil dólares), mientras que los de otros miembros de su Gabinete son como término medio de 50 millones de yenes (649 mil dólares).

    La fortuna Yoshihiko Noda es más que módica en comparación con la del primer ministro número 1 por el Partido Demócrata, Yukio Hatoyama, con sus 1.440 millones de yenes (18,7 millones de dólares) o el último jefe de Gobierno por el Partido Liberal Demócrata, Taro Aso, con 455 millones de yenes (6,9 millones de dólares).

    En el Gabinete de 18 personas, Noda ocupa el 14 puesto en este indicador. Sus bienes incluyen una casa en la prefectura de Chiba con la parcela en que fue construida y los ahorros de su esposa de 2,6 millones de yenes (33 mil dólares).

    La escasa fortuna de Yoshihiko Noda corresponde a su noción del Gobierno y de primer ministro como trabajadores  modestos y afanosos. Al ser elegido primer ministro, Noda declaró que no pretende ser un pez dorado, sino un humilde pez de río y que no teme trabajar duro.

    La prensa japonesa se fijó en que al día siguiente de quedar formado el Gabinete, el nuevo primer ministro fue a una peluquería barata, cuyo lema es: Cortamos pelo en 10 minutos por 10 dólares. Noda se acostumbró a frecuentarla en la época de desempañarse como ministro de Finanzas.

    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik