09:14 GMT +315 Diciembre 2019
En directo
    Esposas (imagen referencial)

    Denuncian detenciones arbitrarias y golpizas como prácticas comunes de la Policía mexicana

    © Sputnik / Vitaliy Belousov
    Seguridad
    URL corto
    Por
    0 62
    Síguenos en

    Adrián estaba con su perra en la esquina de su casa cuando fue detenido, golpeado y amenazado. Fue acusado de ser un "capo narco" en Ciudad de México. Pero se trataba de una falsa acusación y una detención arbitraria, práctica que se viene repitiendo en el país. El relato de una familia a Sputnik retrata la crisis policial de la capital mexicana.

    Para la familia de Adrián, que prefirió no identificarse para protegerse, la arbitrariedad y los excesos se hicieron evidentes, además del prejuicio con el que los agentes "eligen" a sus tipos criminales. 

    "Era fácil señalarlo, está tatuado, es moreno y ya había tenido problemas con la Policía por no querer quedarse callado ante un atropello. El prejuicio es evidente", afirmó uno de los familiares. 

    Adrián se suma a otros casos que periódicamente salen a la luz pública y que tiñen de duda el accionar de las instituciones de seguridad y justicia de Ciudad de México. 

    ¿Qué sucedió ese día?

    La pesadilla comenzó en la tarde de un miércoles, más precisamente el 7 de agosto de 2019. Una patrulla de la Policía capitalina pasó y saludó a Adrián, que conversaba con un amigo en la calle sin preocupaciones.

    Minutos después, una segunda patrulla identificada con el "dispositivo Contacto Ciudadano" de la alcaldía Álvaro Obregón llegó y se paró junto a ambos. Les indicó que se tiraran al suelo; los policías los revisaron. Uno de los agentes uniformados le comunicó a Adrián entonces que lo estaban deteniendo por un asesinato perpetrado una hora antes en un barrio aledaño. 

    Los policías golpearon a Adrián para subirlo a la patrulla. Su perra, que lo acompañaba en la calle, ladró sin cesar hasta que una de las mujeres uniformadas le disparó dos tiros al animal, que aunque no murió, quedó en estado grave. 

    Todo sucedió alrededor de las 5:30 de la tarde; pero el joven arbitrariamente detenido fue entregado al Ministerio Público cuatro horas después. Mientras tanto, fue mantenido cautivo por los policías que lo detuvieron. 

    Se trata de una detención arbitraria cuando no presenta una orden judicial ni se hace en "flagrancia" (término judicial que respalda una detención sin orden previa, si se presencia un acto criminal). 

    ¿Cómo se convirtió en un 'capo narco'?

    Adrián fue acusado de ser un 'capo narco' gracias a dos movimientos: un montaje mediático, protagonizado por al menos dos medios digitales de dudosas credenciales; y un montaje policiaco, que pretendió poner a Adrián en un momento y lugar dónde no había estado. 

    El primero de los montajes comenzó 15 minutos antes de las 10:00 de la noche del día que fue detenido, poco después que Adrián fuera entregado a la Justicia capitalina. El portal STM Noticias lo señaló en ese momento con su nombre completo como el "líder de un cártel de narcomenudeo" llamado "el cártel de Lenin". 

    La familia se comunicó entonces con el medio exigiéndoles conocer la fuente de esa acusación y les respondieron enviándoles un "comunicado oficial" apócrifo, que no tiene los sellos ni señalizaciones de los documentos gubernamentales. 

    A las 10:00 de la noche, el portal Telediario replicó por su parte la misma versión que apuntaba a la detención de un peligroso "capo de narcomenudeo" en la tercer alcaldía más poblada de Ciudad de México. 

    "A dos días de la detención, no había siquiera una carpeta de investigación abierta en contra de Adrián. Nadie nos decía por qué estaba detenido, hasta que el sábado 10 de agosto fue llevado a audiencia bajo cargos de narcomenudeo", contaron los familiares. 

    La familia se encargó de buscar todas las pruebas necesarias, incluidos los videos de su detención, y logró liberarlo tras denunciar públicamente lo sucedido: durante las cuatro horas en que la policía lo tuvo retenido sin llevarlo ante la justicia, Adrián fue intercambiado con otra patrulla en el estacionamiento de un centro comercial, donde los policías lo reunieron a cuatro personas que habían sido detenidas el mismo día, pero aparte. 

    "Cuando los juntan, comienzan a golpearlos. Los amenazan de muerte y los lastiman. A Adrián los policías estuvieron brincándole encima durante varias horas. Es duro, pero la realidad te rebasa", expresó un familiar.

    "Se venía señalando recientemente la corrupción de la policía con casos de violación y creemos que la explicación está en que se sienten por encima de la ley", completó.

    Etiquetas:
    detención arbitraria, policías, seguridad, México
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik