08:24 GMT +318 Noviembre 2019
En directo
    Sistema de misiles tácticos Atacms de EEUU

    La caja de Pandora que abre EEUU al retirarse del Tratado INF

    © Foto: Public Domain
    Seguridad
    URL corto
    131012
    Síguenos en

    Este 2 de agosto el Tratado de Eliminación de Misiles de Corto y Medio Alcance (INF) fue oficialmente cancelado por Estados Unidos. Sputnik ha conversado con varios analistas españoles y estadounidenses sobre las consecuencias globales de esta polémica decisión de la Administración Trump.

    Nueva carrera armamentista

    "EEUU añora la llamada Guerra Fría, la carrera armamentística con la URSS. Desaparecido el bloque soviético, el holding armamentístico necesita un enemigo. Y si no lo tiene, se lo inventa", comentó a Sputnik el analista internacional Carlos Martínez.

    Según el experto español, "desde los centros de poder occidentales no perdonan del actual Gobierno ruso que conserve soberanía política frente a los dictados de la Casa Blanca". Asimismo, Martínez señaló que "las grandes corporaciones energéticas no han superado su frustración por no haberse apropiado de los recursos energéticos de Rusia tras la caída del comunismo".

    Otro analista español, Juanlu González, también opinó que el presidente estadounidense, Donald Trump, "ha decidido empujar al mundo hacia una nueva Guerra Fría y una carrera armamentística global de incierto desenlace". 

    "Considera que el Tratado INF constituye un freno a sus aspiraciones bélicas y, como ha hecho con otros muchos tratados firmados por Administraciones anteriores norteamericanas, no ha dudado en abandonarlo unilateralmente, aunque ello lo haga aparecer ante el mundo como un socio no confiable y provoque su aislamiento diplomático internacional, incluso el distanciamiento de sus aliados más directos", señaló en declaraciones a la agencia.

    A su vez, el profesor de ciencias políticas en la Universidad de Rhode Island en EEUU Nicolai Petro, consultado por Sputnik, opinó que "no habrá nueva carrera armamentista".

    "La diferencia entre la situación actual y la Guerra Fría es que, a diferencia de Estados Unidos, Rusia actualmente no necesita la capacidad de demostrar el poder militar, que sin duda es el aspecto más costoso de las operaciones militares", comentó el experto de EEUU.

    Europa, en una posición vulnerable

    Carlos Martínez destacó que es Europa la región que se queda en una posición vulnerable tras la retirada de EEUU del Tratado INF.

    "Sin duda toda Europa se convertirá, de nuevo, en un escenario donde se desarrollaría un hipotético (y nada deseable) campo de batalla. Además, si se produjera un conflicto bélico, nada tendría que ver con las dos anteriores Guerras Mundiales, sino que el uso de armas nucleares supondría la desaparición física de Europa tal y como la conocemos, y probablemente pondría en riesgo a toda la humanidad", advirtió.

    Para el experto, ante unos "movimientos prebélicos de EEUU", los Gobiernos europeos "deberán repensar su relación militar con Estados Unidos y, en especial, el papel de la OTAN".

    "El desmantelamiento de los tratados que garantizaban la paz y seguridad en Europa debe conllevar una reacción de Europa, puesto que con estos movimientos se demuestra palmariamente que EEUU no es una potencia en la que se deba confiar la seguridad europea", subrayó Martínez.

    El analista Juanlu González también opinó que uno de los escenarios que quedarán afectados por la decisión de EEUU es Europa, "donde la OTAN sin duda va a proseguir con su estrategia de rodear a Rusia de bases militares y de escudos antimisiles, un arma que, a pesar de su nombre propagandístico, es eminentemente ofensiva, pues pretende dejar sin capacidad de respuesta a Moscú tras un ataque estadounidense".

    Petro, por su parte, observó que "a la larga, la retirada de Estados Unidos de este y otros tratados refuerza la opinión de los europeos de que EEUU persigue unilateralmente sus propios intereses, sin tener en cuenta la seguridad de sus aliados europeos".

    Como sugiere el ministro de Asuntos Exteriores alemán, Heiko Maas, esta situación conduce a un diálogo directo con Rusia para lograr una paz duradera en Europa, agregó Petro.

    China como blanco

    Mientras tanto, González destacó que "a pesar de que se use a Rusia como chivo expiatorio para romper el tratado, realmente es China a quien apunta más directamente esta decisión".

    El experto consideró "muy probable que el Pentágono acabe instalando misiles convencionales de medio alcance en islas del Pacífico o en países como Taiwán".

    "Estados Unidos está desplazando la presión militar hacia Asia y considera que el INF le ata para enfrentar el creciente poderío regional chino", analizó. 

    Según el experto, "la guerra comercial que está plenamente desatada en la actualidad, no es más que una versión más del acoso total al que EEUU está sometiendo a China para evitar que se convierta en un actor internacional de primer orden en los planos militar, económico y diplomático".

    Respuesta de Rusia

    Por otro lado, González también señaló que la decisión de EEUU obliga a Rusia "a responder defendiendo sus fronteras mediante el despliegue de sus novedosos sistemas Iskander supersónicos, capaces de burlar los sistemas antimisiles, lo que sin duda generará nuevas tensiones en Europa".

    "Trump, en su irresponsable movimiento, ha abierto una caja de Pandora que no sabemos si será capaz de cerrar algún día", advirtió el analista.

    Sin pruebas de violación

    EEUU abandonó el Tratado INF con el pretexto de que Moscú supuestamente lo violaba. No obstante, González comentó que es solo un intento de dar una buena imagen de EEUU ante la comunidad internacional.

    "El pretexto de que Rusia ha violado el Tratado INF con el desarrollo del misil de crucero Novator 9M729, solo es una burda excusa para presentarse ante el mundo como obligado a tomar esa decisión por incumplimientos previos de la contraparte", explicó.

    El analista recordó que "Rusia ha ofrecido en reiteradas ocasiones suficientes garantías de que el 9M729 se mantiene en un rango operativo de alcance menor de los 500 km, aunque jamás han sido aceptadas por el Pentágono porque la decisión de abandonar en INF hacía mucho que estaba tomada. Por el contrario, Estados Unidos ha sido incapaz de presentar alguna prueba que demostrara la violación del Tratado INF".

    Debilidad militar norteamericana

    Para González, la nueva estrategia de la Administración Trump "evidencia la debilidad militar norteamericana".

    "A pesar de acaparar la inmensa mayoría del gasto militar de todo el mundo, parece incapaz de afrontar exitosamente todos los conflictos que ha provocado o en los que está inmerso actualmente para asegurar la hegemonía global y el control de los recursos naturales del planeta", destacó.

    Con este anuncio, "Estados Unidos da un peligroso paso hacia la demolición de los tratados de control de armas que han mantenido al mundo en una relativa paz y han evitado guerras directas entre las grandes potencias que habrían podido llevar al planeta a un desastre de proporciones globales", concluyó el analista.

    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik