En directo
    Seguridad
    URL corto
    El contencioso de las islas Kuriles (214)
    21436
    Síguenos en

    TOKIO (Sputnik) — Japón tomará las medidas pertinentes ante el emplazamiento de sistemas de misiles antibuque rusos en el archipiélago de las Kuriles, declaró el ministro japones de Asuntos Exteriores, Fumio Kishida.

    "Le damos mucha importancia y, después de aclararlo, vamos a reaccionar de manera adecuada", dijo el ministro, citado por la agencia Kyodo.

    Añadió que hay que resolver el problema de las islas Kuriles para evitar tales situaciones.

    Este 22 de noviembre el diario de la Flota del Pacífico, Boyevaya Vajta, informó que los sistemas de misiles antibuque Bal y Bastión, cuyo emplazamiento en el archipiélago de las Kuriles fue anunciado por el ministro de Defensa de Rusia en marzo pasado, ya están desplegados en las islas Kunashir y Iturup.

    En los últimos años, Rusia construye activamente instalaciones militares en las islas Kuriles, objeto de una disputa territorial con Japón.

    ​Tokio reclama los llamados territorios del Norte, cuatro islas del archipiélago de las Kuriles (Iturup, Kunashir, Shikotan y Habomai) alegando el Tratado de Comercio y Fronteras de 1855, y condiciona a su devolución la firma del tratado de paz, asunto pendiente entre ambos países desde el fin de la Segunda Guerra Mundial.

    Lea más: Todo lo que tienes que saber sobre las islas Kuriles

    Moscú, a su vez, señala que estos territorios fueron traspasados a la Unión Soviética en virtud de los acuerdos internacionales y que Rusia asumió la soberanía de los mismos como sucesora legal de la URSS.

    Tema:
    El contencioso de las islas Kuriles (214)

    Además:

    Tokio ve dirección para resolver la cuestión territorial con Moscú
    Así son los sistemas de misiles rusos Bal
    A vueltas con las Kuriles: Japón pone sus condiciones para firmar la paz con Rusia
    Etiquetas:
    Bastión, Bal (sistema de misiles), islas Kuriles, Japón
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook