Widgets Magazine
En directo
    Maqueta de la central nuclear Akkuyu en Turquía

    La central nuclear turca de Akkuyu podrá resistir la caída de un avión de 400 toneladas

    © Foto: AKKUYU NÜKLEER A.Ş.
    Seguridad
    URL corto
    0 31

    La primera planta nuclear que se construirá con tecnología rusa en Akkuyu, Turquía, podrá resistir la caída de un avión de 400 toneladas, dijo este viernes el vicepresidente de la empresa rusa Rusatom Overseas, Milko Kovachev, en un foro de energía nuclear que se celebra en Estambul.

    "Los proyectos rusos de centrales atómicas se proponen como objetivo clave el de garantizar la protección contra las calamidades naturales y otras amenazas exteriores; en particular, la planta de Akkuyu será capaz de resistir un terremoto fuerte y la caída de un avión de 400 toneladas", señaló.

    Eso reviste una importancia especial dado que Turquía se encuentra en una región de elevado peligro sísmico, agregó.

    El acuerdo para la construcción de la central nuclear de Akkuyu, en la provincia meridional turca de Mersin, se suscribió el 12 de mayo de 2010 durante la visita del entonces presidente ruso, Dmitri Medvédev, a este país.

    El proyecto de la primera planta nuclear turca incluye cuatro reactores de 1.200 MW cada uno que producirán 35 billones de kWh anuales, en total el costo del proyecto es de unos 20.000 millones de dólares.

    El Ministerio de Medio Ambiente y Urbanismo de Turquía aprobó en diciembre de 2014 un informe de impacto ambiental de la central en el entorno.

    Las obras de construcción deben comenzar a finales de marzo de 2015.

    Además:

    Turquía da autorización ambiental a la central nuclear de Akkuyu con participación rusa
    Turquía planea construir una docena de reactores nucleares en los próximos 7-8 años
    Rusia utiliza en la construcción de la central nuclear en Turquía un esquema de control nuevo en principio
    Etiquetas:
    Akkuyu (central nuclear), Rusatom Overseas, Milko Kovachev, Turquía, Rusia
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik