En directo
    Salud
    URL corto
    España concreta el plan para iniciar la desescalada gradual del confinamiento (207)
    0 31
    Síguenos en

    BARCELONA (Sputnik) — Investigadores del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) de España constataron en un informe que es improbable el contagio de COVID-19 a través del agua en playas y piscinas.

    "En actividades recreativas, la infección por SARS-CoV-2 por contacto con el agua de condiciones estándar para el baño, es muy poco probable", recoge el estudio sobre la transmisión del coronavirus en espacios destinados a actividades acuáticas publicado por el CSIC.

    En el informe, los científicos explican que en las piscinas y balnearios se utilizan habitualmente agentes desinfectantes que tienen el fin de evitar la contaminación microbiana del agua donde se bañan las personas.

    Se trata de medidas "ampliamente implantadas" en estos espacios y que serían "suficientes" para inactivar el coronavirus.

    Con respecto al agua del mar, constatan que la dilución en el agua y la presencia de sal "factores que probablemente contribuyan a una disminución de la carga viral y su analogía", tal como sucede "con virus similares".

    Además, el informe recuerda que los contagios del COVID-19 se dan principalmente a través de secreciones respiratorias, generadas por la tos o los estornudos, cuando hay contacto entre personas.

    No obstante, advierten de la supervivencia del coronavirus en los ríos y lagos, siendo estos "espacios desaconsejables" donde "deben extremarse las medidas de precaución para evitar aglomeraciones".

    Otros de los factores potencialmente peligrosos es "la prevalencia del virus en la arena presente en playas o riberas", explican, aunque aclaran que "la acción conjunta de la sal del agua de mar, la radiación ultravioleta solar y la alta temperatura" son "favorables para la inactivación de los agentes patógenos".

    Pese al bajo riesgo de contagio en los espacios de agua, los investigadores recuerdan que las actividades en estos lugares implican la pérdida de las medidas de distanciamiento social recomendadas para evitar la propagación del virus.

    Las localidades costeras de España se preparan estas semanas para la futura apertura de las playas, un escenario para el que los municipios contemplan aplicar medidas de seguridad como el aforo reducido y un mínimo espacio entre personas.

    En Barcelona, el ayuntamiento anunció que las playas de la ciudad reabrirán este 8 de mayo, pero solo entre las 6 y las 10 de la mañana para los ciudadanos que quieran practicar deporte o nadar de forma individual.

    Se trata de una decisión que en los últimos días tomaron también otras ciudades costeras del país como:

    • Málaga (Andalucía);
    • San Sebastián (País Vasco);
    • Torrevieja (Valencia).

    Pese a la flexibilización por la que optaron estas localidades, corresponderá al Ministerio de Sanidad español autorizar el uso general de las playas y la vuelta a la temporada de baño.

    Tema:
    España concreta el plan para iniciar la desescalada gradual del confinamiento (207)
    Etiquetas:
    España, virus, infección, ciencia, coronavirus en España, pandemia de coronavirus, coronavirus, playas
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook