En directo
    Salud
    URL corto
    110
    Síguenos en

    MOSCÚ (Sputnik) — La crisis del COVID-19 es peor que la pandemia de la gripe porcina, provocada por el virus H1N1, declaró a Sputnik Abeer Etefa, portavoz del Programa Mundial de Alimentos (PMA) de la ONU en Oriente Medio, África del Norte, Europa del Este y Asia Central.

    "No creo que hayamos experimentado una situación tan grave como hoy incluso durante el H1N1", dijo Etefa, "el hecho de tener bloqueados la mayoría de los países es algo nuevo para el mundo".

    Recordó que incluso durante la pandemia de la gripe porcina no hubo cierres de aeropuertos y fronteras, así como restricciones de entrada o salida en los países.

    Desde su inicio en enero de 2009 y hasta su fin en agosto de 2010, la pandemia de la gripe porcina afectó a más de 200 países y sus territorios de ultramar, provocando unos 18.449 muertos a nivel global, de acuerdo con las cifras de la Organización Mundial de la Salud (OMS).

    Según Etefa, el efecto negativo de la pandemia actual para la economía podría ser peor que la amenaza a la salud y millones de personas tendrán que elegir entre el hambre y el cumplimiento del confinamiento.

    "Va a ser un gran impacto sobre millones de personas en todo el mundo que dependen de sus salarios para alimentar a sus familias, y nuestro trabajo es concienciar sobre la crisis y el futuro de millones de personas que serán afectadas", acotó.

    Esta semana el PMA advirtió que el número de personas en riesgo de inseguridad alimentaria podría duplicarse de 135 millones a 265 millones en 2020 debido a las consecuencias económicas de la pandemia.

    A escala global se han registrado hasta la fecha más de 2,7 millones de casos de infección por el nuevo coronavirus, causante de la enfermedad COVID-19, incluidos más de 191.000 decesos, según la universidad estadounidense Johns Hopkins.

    Golpe a la financiación

    Otra consecuencia negativa de la pandemia, además del aumento de la inseguridad alimentaria en los países pobres, serían recortes en la financiación del Programa Mundial de Alimentos.

    "El aspecto más peligroso es que va a golpear más a los países pobres y otro problema es que muchos países donantes tienen economías afectadas por el virus y son los donantes de los cuales dependemos para los fondos que recaudamos para ayudar a las personas necesitadas", comentó Etefa.

    La agencia de la ONU espera "afrontar los desafíos en la recogida de fondos, porque nuestros donantes tradicionales son las mismas economías que resultaron gravemente afectadas", añadió.

    Etefa indicó que el presupuesto del PMA asciende a 7.000 millones de dólares y normalmente durante el año recibe financiación de otros países.

    "Pedimos a los países donantes proporcionarnos aquello que nos prometieron al inicio de 2020 para que podamos almacenar los alimentos para los más pobres", dijo la portavoz al señalar que para garantizar los suministros sin interrupciones los países deben contar con provisiones por tres meses.

    Subrayó que para prevenir la falta de alimentos se debe actuar con rapidez, llenar los almacenes por otros dos meses.

    "Tenemos suficiente para un par de meses pero necesitamos más, se necesita tiempo para recibir la contribución, se necesita tiempo para conseguir los productos en el mercado internacional, transportar y enviarlos a los países por todo el mundo antes de que lleguen a las manos de los beneficiarios, es una cadena de suministros de al menos dos meses", apuntó.

    Etefa advirtió que las fronteras cerradas y las perturbaciones en el mercado global de alimentos pueden complicar al situación y en breve el PMA acabará por luchar por la cadena de suministros.

    "Si ahora empezamos a actuar juntos, los países no bloquean sus recursos y no se centran solo en los problemas internos, tendremos posibilidad de contener el problema antes de que sea una catástrofe, pero tenemos que actuar ahora", instó.
    Etiquetas:
    H1N1, COVID-19, coronavirus, pandemia, alimentos
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook