14:33 GMT +320 Noviembre 2017
En directo
    Una mujer (imagen referencial)Desayuno

    Los 5 mitos más extendidos sobre el 'desayuno saludable'

    © Flickr/ David Torcivia © Foto: Pixabay/ethorsen
    1 / 2
    Salud
    URL corto
    12311132

    Parece que algunos alimentos que son considerados saludables —entre ellos, el zumo recién exprimido o la granola— en realidad no lo son. Es más, pueden resultar incluso perjudiciales para la salud, asegura la nutricionista rusa Katya Medúshkina, en su artículo para el portal BeautyHack.

    Primer mito: el zumo recién exprimido es la mejor opción 

    Cuando nos despertamos, el nivel de glucosa en sangre es más bajo de lo normal. En ese momento, resulta  muy importante no provocar la llamada hiperglucemia —o subida de azúcar— ya que tu páncreas empieza a funcionar de manera más activa para producir más insulina y neutralizar de forma rápida el nivel de glucosa. Dado que los zumos recién exprimidos contienen mucho más azúcar de lo que pensamos, se convierten en un fuerte golpe para tu páncreas.

    Segundo mito: la granola no solo es sabrosa, sino también buena para la salud

    La granola —un alimento compuesto por nueces, copos de avena mezclados con miel y otros ingredientes naturales— también contiene grandes cantidades de azúcar. Además, es rica en carbohidratos, que no son capaces de mantener el nivel de energía de una persona de una forma estable por más de una hora y provocan obesidad.

    Tercer mito: el yogur sin grasa es más sano

    Por una parte, los alimentos bajos en grasa pueden ayudarnos a limitar la cantidad de grasas que contienen demasiadas calorías. No obstante, las grasas son una parte esencial de nuestro metabolismo. Además, algunos productores utilizan tecnologías de 'desengrase' que no se corresponden a las normas de una nutrición saludable. Por lo tanto, acaba siendo peor el remedio que la 'enfermedad'. 

    Cuarto mito: los huevos tienen mucho colesterol

    Es cierto que una yema de huevo contiene aproximadamente 220 miligramos de colesterol, lo que supone gran parte de los 300 diarios recomendados por la Organización Mundial de la Salud —WHO, por sus siglas en inglés—. Sin embargo, también es muy rica en vitaminas. Y en cuanto a la clara… los nutricionistas de todo el mundo la consideran el producto de proteínas 'ideal', puesto que —al no tener grasas o carbohidratos— puede ser absorbida casi totalmente por nuestro organismo.

    Quinto mito: desayunar 'sobre la marcha' no es un problema

    Comer deprisa no es muy sano ya que, de este modo, resulta imposible masticar la comida adecuadamente. Por eso, tu estómago será incapaz de digerir los trozos de comida. Además, existe el riesgo de atragantarse y asfixiarse.  

    La nutricionista subraya que un desayuno saludable debe contener proteínas —huevos, productos lácteos, pescado, mariscos y carne de ave—, carbohidratos —di 'Sí' a las gachas, galletas, así como al pan de centeno— y grasas —nueces, mantequilla, pescado o carne—. 

    Más: ¡SOS! Deja de comer sushi ya

    Por último, Medúshkina subraya que los pasteles y las frutas son un postre y solo pueden consumirse después de la comida. 

    Telegram

    Búscanos en Telegram bajo el nombre SputnikMundo y comienza a seguirnos. Ahora nunca te perderás artículos increíbles e interesantes de nuestra página web. ¡Te esperamos!

    Además:

    Cuatro alimentos que comemos mal
    Revelan qué alimento hace a los hombres más atractivos
    Bioquímicos rusos hallan el ingrediente secreto de la 'supercomida'
    Desmontando el mito de la 'paleodieta'
    Etiquetas:
    alimentos, comida, Katya Medúshkina
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik