En directo
    Rusia
    URL corto
    0 02
    Síguenos en

    MOSCÚ (Sputnik) — Rusia detectó en la última jornada 17.340 nuevos positivos y 283 decesos más por COVID-19, informó el centro operativo nacional para la lucha contra el coronavirus.

    "En las últimas 24 horas en Rusia se han confirmado 17.340 casos de COVID-19 en las 85 regiones, incluidos 4.807 casos asintomáticos (27,7%)", dice el comunicado.

    De esta forma, el país euroasiático renueva el máximo de contagios registrados en 24 horas tres días después de marcar la anterior cifra récord, 16.319.

    El número acumulado hasta la fecha, 1.480.646, representa un incremento del 1,2% con respecto a la jornada anterior.

    La mayoría de los nuevos contagios se han detectado en la capital rusa (5.478), en San Petersburgo (710) y en la región de Moscú (472).

    Con la defunción de otros 283 pacientes en el último día, el total de fallecidos por COVID-19 en Rusia se elevó a 25.525.

    En particular, se registraron 62 decesos en Moscú, 32 en San Petersburgo y 15 en la provincia de Rostov del Don, en el suroeste del país.

    La víspera fueron confirmados 15.971 nuevos positivos y 290 fallecimientos.

    Según el ente, en las últimas 24 horas otras 11.263 personas recibieron el alta médica, con lo que el total de pacientes recuperados ascendió a 1.119.251 desde el inicio de la pandemia. 

    Por su parte, la oficina nacional de protección al consumidor, Rospotrebnadzor, comunicó que Rusia ha realizado hasta la fecha más de 56,2 millones de test del coronavirus, de los que unos 546.000 se llevaron a cabo durante la jornada anterior.

    Más de 338.000 pacientes continúan bajo observación médica como sospechosos de contagio por el COVID-19, según el organismo.

    ¿Cuándo Rusia alcanzará una meseta de casos?

    Rusia puede alcanzar una meseta de incidencia de coronavirus dentro de una o dos semanas, a principios de noviembre, afirmó a Sputnik el virólogo ruso Anatoli Altstein.

    Altstein, doctor en ciencias médicas, considera que "poco a poco la situación se estabilizará, las medidas que se aprobaron recientemente y ahora se están aplicando gradualmente" permitirán lograr que las cifras de nuevos casos se estabilicen.

    "No se puede predecir con gran precisión ahora, pero creo que puede tomar una o dos semanas más. Pienso que a principios de noviembre llegaremos a una meseta", aseguró Altstein.

    El virólogo explicó que la meseta a la que llegará Rusia en un futuro próximo puede caracterizarse por cifras fijas de nuevos contagios.

    "En invierno [entre diciembre y febrero] esa meseta puede ser más alta. La meseta puede bajar a 10.000 y mantenerse por mucho tiempo", precisó.

    Según el experto, el otoño (entre septiembre y noviembre) es una temporada favorable para los virus, pues comienza el frío y "la inmunidad de las personas disminuye".

    Altstein llamó a la gente a evitar el pánico y atribuyó el crecimiento de la incidencia de coronavirus con un mejoramiento de los métodos de diagnóstico.

    "Es poco probable que [el coronavirus] desaparezca para el Año Nuevo y nos permita celebrarlo con calma", señaló, agregando que el virus podría permanecer "durante varios años".

    Para el virólogo, lo más importante es que en el país se mantiene una tasa baja de casos letales de COVID-19.

    Etiquetas:
    COVID-19, pandemia de coronavirus, coronavirus, Rusia
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook