14:45 GMT27 Septiembre 2020
En directo
    Rusia
    URL corto
    Investigación del caso Navalni (62)
    0 010
    Síguenos en

    MOSCÚ (Sputnik) — La Unión Europea condena el "intento de asesinato" del opositor ruso Alexéi Navalni, que recibe tratamiento en una clínica en Berlín, declaró el Alto Representante de la UE para Asuntos Exteriores, Josep Borrell.

    "Condenamos en los términos más enérgicos este intento de asesinato, estas son las palabras que tenemos que usar", dijo Borrell.

    El diplomático señaló que hay "pruebas irrefutables" de que se utilizó un agente neurotóxico del grupo Novichok, "similar al utilizado en el intento de asesinato de Serguéi y Yulia Skripal".

    Borrell llamó a Rusia a "que coopere plenamente en esta investigación, en particular con la Organización para la Prohibición de las Armas Químicas".

    Borrell también extendió sus "mejores deseos" a Navalni y su familia.

    Además, Borrell declaró que el régimen global de sanciones que se está desarrollando en la UE por violaciones de los derechos humanos y el derecho humanitario podría llevar el nombre del opositor ruso Alexéi Navalni.

    "En cuanto a la posibilidad de sancionar a Rusia por analogía con la Ley Magnitski: desde que asumí el cargo, he lanzado [la creación de] un régimen general de sanciones contra las violaciones de los derechos humanos y el derecho humanitario (...) lo que sucedió con Navalni debe impulsar a los estados miembros a concluir estas discusiones y adoptar el régimen de sanciones en materia de los derechos humanos, que, como la Ley Magnitski en EEUU, podría llevar el nombre de Navalni", dijo Borrell, interviniendo en la sesión plenaria de la Eurocámara.

    El jefe de la diplomacia europea no descartó que el supuesto envenenamiento del opositor ruso pueda tener consecuencias para las relaciones de la UE y Rusia.

    Los ministros de Exteriores de los países europeos examinarán esta cuestión en la próxima reunión del 21 de septiembre, agregó.

    La sesión plenaria del Parlamento Europeo aborda la situación en Bielorrusia, el Mediterráneo oriental, así como el caso de Navalni, y las relaciones del bloque comunitario con Turquía y Rusia.

    Navalni fue trasladado a Berlín desde Rusia el 22 de agosto después de pasar dos días en un hospital de la ciudad de Omsk, donde fue ingresado tras perder el conocimiento durante un vuelo procedente de la ciudad de Tomsk.

    En el hospital de Omsk, Navalni fue inducido en un coma y tratado con atropina, fármaco que suele utilizarse como antídoto para los agentes nerviosos. Sin embargo, los médicos del hospital ruso afirmaron luego que no habían detectado rastros de toxinas en la sangre y la orina del paciente, cuya condición atribuyeron a un "trastorno metabólico".

    El 2 de septiembre, el portavoz del Gobierno alemán, Steffen Seibert, informó que los análisis toxicológicos realizados por un laboratorio de las Fuerzas Armadas de Alemania muestran que Navalni fue envenenado con una sustancia del grupo Novichok, incluido en la lista de sustancias prohibidas de la Convención sobre Armas Químicas.

    El 14 de septiembre, el Ministerio de Exteriores alemán declaró que esa conclusión había sido corroborada también por laboratorios de Suecia y Francia, y que las muestras tomadas a Navalni habían sido proporcionadas a la Organización para la Prohibición de las Armas Químicas (OPAQ).

    Desde Moscú califican de infundada la versión alemana sobre lo ocurrido con Navalni y dicen esperar respuestas oficiales a las solicitudes enviadas a Berlín.

    El presidente ruso, Vladímir Putin, dijo el 14 de septiembre en una conversación telefónica con su par francés, Emmanuel Macron, que es necesario que Alemania entregue los materiales sobre Navalni a Rusia para que pueda esclarecer las circunstancias. 

    Tema:
    Investigación del caso Navalni (62)
    Etiquetas:
    envenenamiento, Rusia, Alexéi Navalni, UE
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook