En directo
    Rusia
    URL corto
    1423
    Síguenos en

    MOSCÚ (Sputnik) — Las declaraciones de la exconsejera estadounidense de Seguridad Nacional, Susan Rice, sobre la presunta implicación de Rusia en los disturbios en EEUU, son parte de la nueva campaña de Washington sobre la "injerencia rusa", declaró la portavoz del Ministerio de Exteriores de Rusia, María Zajárova.

    "Esas declaraciones no son más que una parte de la campaña informativa lanzada aún durante la administración Obama y utilizada ahora para promover una nueva historia sobre la presunta injerencia de Rusia en los acontecimientos que estamos observando en Estados Unidos desde hace una semana", dijo Zajárova en una rueda de prensa.

    Más temprano, la demócrata Susan Rice afirmó, sin pruebas, que Moscú podría estar detrás de los disturbios raciales en Estados Unidos.

    En particular, Rice declaró que la forma en que se producen las protestas en EEUU es algo "salido de un manual de Rusia" y que "no estaría sorprendida al averiguar" que Moscú contribuye a los disturbios de una manera u otra.

    Zajárova comentó que esas protestas son asunto interno de EEUU, pero se intenta presentarlas como un problema creado por Rusia.

    "Ese no es nuestro problema, ese es un problema de ellos, pero no, cada problema suyo sea viejo o nuevo intentan presentarlo [en Estados Unidos] como un problema creado, relacionado o motivado por Rusia", apuntó la diplomática.

    Señaló que EEUU, con lo que está pasando en el país, ya no tiene derecho de criticar a nadie por presunta violación a los derechos humanos.

    "Desde finales de mayo y principios de junio de 2020, Estados Unidos pierde todo derecho de criticar en materia de derechos humanos, y pienso que no fue casualidad que se haya retirado no hace mucho del Consejo de Derechos Humanos, quizá ya lo había previsto", señaló la portavoz de la Cancillería rusa.

    Las protestas se desataron luego de la muerte de George Floyd, de 46 años, en un episodio de violencia policial en Minneapolis, un hecho que fue filmado y rápidamente se volvió viral.

    Las imágenes muestran a un oficial de Policía blanco que sujeta a Floyd en el suelo con la rodilla en el cuello durante varios minutos.

    Floyd repetidamente le dice al oficial de Policía que no puede respirar hasta que queda inconsciente; murió en un hospital local poco después.

    El alcalde de Minneapolis dijo que los cuatro policías involucrados en el arresto fueron despedidos y pidió imputar al oficial que asfixió a Floyd.

    El 27 de mayo, el presidente de EEUU, Donald Trump, ordenó al Buró Federal de Investigaciones (FBI) y al Departamento de Justicia que investigaran el incidente, y aseguró que se hará justicia.

    Las autoridades de varias ciudades declararon el toque de queda para frenar las protestas que ya han derivado en disturbios.

    Etiquetas:
    protestas, Rusia, EEUU
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook