En directo
    Rusia
    URL corto
    180
    Síguenos en

    SAN PETERSBURGO (Sputnik) — El presidente ruso, Vladímir Putin, equiparó la rusofobia y el antisemitismo con el racismo y el desprecio hacia las personas consideradas de segunda categoría, y destacó que ciertos fenómenos similares que tienen lugar en algunos países europeos le "hacen recordar algo" del pasado.

    El líder ruso presentó este 20 de diciembre en un encuentro informal a sus colegas de la Comunidad de Estados Independientes (CEI) algunos documentos desclasificados de la Gran Guerra Patria (1941-1945).

    Tanques soviéticos en Praga el año 1968
    © Sputnik / Yuriy Abramochkin
    "Se trata de un ejemplo típico de racismo, desprecio hacia personas que no consideraban seres humanos (...) incluía a los rusos, a los bielorrusos, a los ucranianos; luego, comenzaron a figurar entre ellos hasta los polacos. Por ese motivo, al observar lo que sucede en algunos países europeos con la rusofobia, el antisemitismo, todo eso hace recordar algo", dijo el mandatario.

    Putin subrayó que el nacionalismo agresivo ciega a quienes lo promueven, borra las normas morales, y a quienes lo profesan no los detiene nada, pero al final lo que hacen los alcanza a ellos mismos, y eso ha sucedido más de una vez en la historia.

    "En el pasado provocaban miedo con Rusia, y ahora también, ya sea con la Rusia zarista, la soviética y la moderna, nada ha cambiado", resaltó el presidente.

    El jefe de Estado recordó que, para debilitar a la URSS, los líderes occidentales de aquel entonces estaban dispuestos incluso a hacer un pacto con la Alemania nazi, y de hecho eso fue lo que ocurrió, de ello existen pruebas documentales.

    Resolución de la Eurocámara sobre la memoria histórica

    Además, Vladímir Putin, declaró que le asombró la reciente resolución del Parlamento Europeo "sobre la importancia de preservar la memoria histórica para el futuro de Europa".

    "Me asombró e incluso me chocó una reciente resolución del Parlamento Europeo, aprobada el 19 de septiembre de 2019 y dedicada, según dice, a la importancia de preservar la memoria histórica para el futuro de Europa", dijo Putin.

    El mandatario se refirió al pacto soviético-alemán Mólotov-Ribbentrop que se menciona en la resolución.

    "En la resolución se indica que el pacto Mólotov-Ribbentrop 'repartió Europa y los territorios de los Estados independientes entre dos regímenes totalitarios, lo que más tarde desencadenó la II Guerra Mundial'", comentó Putin.

    Es más —señaló el presidente— los diputados europeos exigen que Rusia deje de "tergiversar los hechos históricos y afirmar que los verdaderos instigadores de la guerra fueron Polonia, los países del Báltico y Occidente".

    "Pero es que nunca habíamos dicho que los países mencionados instigaron a la guerra", subrayó Putin.

    Hace 80 años, el 23 de agosto de 1939, la Unión Soviética y Alemania concertaron el tratado de no agresión, al pie del cual pusieron las firmas sus ministros de Asuntos Exteriores, Viacheslav Mólotov y Joachim von Ribbentrop. Junto con el tratado se firmó un protocolo secreto sobre la delimitación de las zonas de influencia en Europa del Este y del Sudeste.

    Etiquetas:
    nacionalidad, rusofobia, Rusia, Vladímir Putin
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik