04:42 GMT +316 Octubre 2018
En directo
    Soldados rusos en la Plaza Roja en Moscú

    Se repite la historia de la demonización de Rusia de la Guerra Fría

    © AFP 2018 / Kirill Kudryavtsev
    Rusia
    URL corto
    270

    La actual propaganda antirrusa llevada a cabo por los medios de comunicación 'mainstream' recuerda a la de la Guerra Fría, opina Mairead Maguire, activista británica y ganadora del Premio Nobel de la Paz de 1976.

    Maguire, de 74 de edad, sostiene que los medios de comunicación de hoy, que se enfocan en promover "el temor de lo desconocido", coinciden en sus acciones con los de los años anteriores, cuando trataban de incitar el miedo a la inminente e inevitable 'invasión de los países occidentales' por los militares soviéticos.

    Bajo los efectos de esta histeria, los Gobiernos occidentales estaban convencidos de la necesidad de formar "un frente común contra el mal desconocido" que se encontraba en el país soviético.

    Cuando Maguire y sus colegas visitaron la URSS en plena Guerra Fría como parte de una delegación de paz, encontraron una imagen muy diferente y mucho menos 'atemorizante'.

    "Quedamos impactados por la pobreza del país y nos preguntamos cómo habíamos llegado a creer que la URSS era una fuerza que teníamos que temer", se pregunta la activista en su artículo publicado por el medio Counter Punch.

    Opinión: "Mucha gente malinterpreta la política exterior rusa"

    Muchos años después de esta visita, Maguire afirma haber conversado con estudiantes estadounidenses y percatarse de que el mismo temor de 'una invasión rusa' está arraigado en sus mentes, tal y como ocurrió anteriormente.

    "Es un buen ejemplo de cómo todo lo desconocido puede causar una paranoia profundamente arraigada en caso de que sea manipulado por las fuerzas correctas", sostiene.

    La activista irlandesa explica que a pesar de que es costoso mantener una fuerza militar y que incluso muchos países europeos todavía se rehúsan a aumentar sus gastos en defensa, se requiere 'justificar' este dinero frente a la población. Y cada Ejército necesita a un enemigo contra el que proteger la libertad de su país.

    Pero hay otro factor para considerar en cuanto a la creciente histeria mediática y el aumento de los sentimientos bélicos.

    Se trata del actual cambio en la balanza del poder financiero de las potencias occidentales hacia los crecientes centros en Asia y Oriente Medio.

    "¿Creemos francamente que los aliados occidentales están listos para ceder su poder? Supongo que no tan fácil. Los viejos imperios decadentes defenderán con uñas y dientes sus intereses financieros como el petrodólar y muchos otros beneficios que tienen gracias a su dominio sobre los países pobres", recalca.

    Más: El 'problema ruso' de EEUU "no es Putin sino el propio país"

    La activista repasa las acciones de EEUU y la OTAN en el ámbito militar y destaca la creación de bases en Europa, la creciente presencia en los mares tanto europeos como asiáticos, los llamamientos para aumentar los gastos de defensa y, finalmente, la colosal subida del presupuesto militar estadounidense.

    Para Maguire, "Rusia no está para nada exonerada de sus propios fallos". Pero al mismo tiempo, el actual proceso de demonización de Rusia es una de las cosas más peligrosas en el mundo.

    Es "un imperdonable juego de Occidente" que está llevando al planeta al borde de una catástrofe y que debe ser sustituida por el restablecimiento de "buenas relaciones con el pueblo ruso".

    Las mentiras y la desinformación vistas hoy han llevado a las 'intervenciones humanitarias' de la OTAN bajo el pretexto del 'derecho para proteger', destrozando la vida de millones de personas, recuerda la activista.

    "La gente en el mundo no debe ser engañada de nuevo. La aplicación de políticas de demonización como método para lanzar invasiones e iniciar guerras debe ser parada inmediatamente. (…) El aislamiento y la marginalización de los países solo lleva a incitar el extremismo, el fundamentalismo y la violencia", concluye.

    Te puede interesar: En Polonia, "la rusofobia raya en la esquizofrenia clínica"

    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik
    Etiquetas:
    demonización, medios, propaganda, Rusia