22:00 GMT +325 Septiembre 2018
En directo
    El gurú de la economía, Jim Rogers

    Lo que tiene que hacer Rusia para que su economía esté entre las cinco más grandes

    © AFP 2018 / STR
    Rusia
    URL corto
    5222

    Si Rusia quiere entrar en el club de las cinco economías más importantes, deberá estimular su actividad empresarial correctamente, explica a Sputnik el inversor estadounidense Jim Rogers.

    "Sería posible si la economía [rusa] se estimula correctamente. A lo largo de la historia, los países que han apoyado a empresarios e inversores casi siempre han tenido éxito. Si esto sucede, Rusia puede acabar teniendo un enorme potencial", ha asegurado a propósito de los objetivos que el presidente ruso, Vladímir Putin, se fijó tras su última reelección: aumentar la velocidad a la que crece la economía rusa y mantener un nivel de inflación no superior al 4%.

    Rogers está convencido de que, cuanto más abierta sea la economía rusa, mejor le irá al país. En este sentido, dice que Rusia, "durante los últimos dos años", ha hecho un gran trabajo para conseguirlo. "Mayor que el de cualquier otro país", señaló.

    "El tipo de cambio del rublo es ahora flotante y la deuda estatal no es grande. Se ha hecho un buen trabajo".
    Jim Rogers es uno de los inversores de finanzas más conocidos del mundo que ya hace tiempo comenzó a invertir dinero en el mercado ruso. En concreto, adquirió un gran paquete de acciones del fabricante de fertilizantes Phosagro, de cuya junta es ahora director.

    Te puede interesar: La economía rusa se desarrolla establemente a pesar de las sanciones

    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik

    Además:

    Las pymes españolas pueden aportar mucho a la economía rusa
    Presidente: economía rusa debe lograr un crecimiento superior al promedio mundial
    La economía rusa se desarrolla establemente a pesar de las sanciones
    A contracorriente: cómo en 2017 la economía rusa supo aprovechar las sanciones
    Etiquetas:
    crecimiento, economía, Jim Rogers, Rusia