17:59 GMT +311 Diciembre 2018
En directo
    Rusia

    Entronizado el Patriarca Kiril

    Rusia
    URL corto
    0 0 0

    Moscú, 1-ro de febrero, RIA Novosti. Kiril, Patriarca electo de Moscú y toda Rusia, fue entronizado hoy, y desde ahora será el Primado de la Iglesia Ortodoxa Rusa, informó un reportero de RIA Novosti.

     

    Al exclamar "¡Axios!" ("digno", traducido del griego), los metropolitas mayores, al sostener por los brazos a Kiril, lo sentaron en el trono patriarcal tres veces seguidas en la catedral de San Salvador de Moscú.

     

    Con ello Kiril llegó a ser el XVI Patriarca de Moscú y toda Rusia  y obtuvo el título de Santísimo Patriarca.

     

    Tras la ceremonia anterior, a Kiril le quitaron la vestimenta de prelado y le pusieron la de patriarca: el "saccos" (casulla patriarcal) y el amito grande  (cinta ancha y larga con imágenes de cruces); así como le entregaron dos panagías (medallón colgado de cadena larga, con icono pequeño de la Virgen), cruz y mitra patriarcal.

     

    Especialmente para la ceremonia de entronización, le fabricaron un manto patriarcal verde y un "kukol" blanco (gorro cónico redondo). En la parte frontal y los extremos delanteros del "kukol" están bordadas imágenes de los serafines de seis alas, y en lo alto figura una cruz. El color blanco es símbolo de la luz divina inmaterial y la pureza del alma. Las imágenes de los serafines simbolizan la posición cimera del Patriarca en la Iglesia Rusa.

     

    El manto es una especie de capa larga, que no tiene mangas y se abrocha sólo en el cuello. Se pone sobre la sotana durante las ceremonias solemnes. El manto de los monjes ordinarios es negro; el de los obispos, de color violeta; el de los metropolitas, azul, y el del patriarca, verde (color que simboliza la vida eterna en el cristianismo).

     

    En el manto hay tres franjas anchas bicolores, que simbolizan la doctrina que deriva del Antiguo y el Nuevo Testamentos, la que predica el Patriarca.

    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik