En directo
    Reportajes
    URL corto
    Por
    El 8 de marzo: Día Internacional de la Mujer 2020 (55)
    1616
    Síguenos en

    Además de las múltiples manifestaciones en distintos puntos de México que han sido convocadas para el domingo 8 de marzo por el Día Internacional de la Mujer Trabajadora, el anuncio de un paro de actividades el lunes 9 ha cosechado las más inusuales adhesiones. Sputnik te explica los motivos detrás del Paro Nacional de Mujeres mexicano.

    Desde el año 2017, los colectivos y organizaciones feministas y de defensa de los derechos de las mujeres han apoyado la realización de un paro internacional cada 8 de marzo, que en Latinoamérica tomó un claro perfil de denuncia de víctimas de desaparición forzada y feminicidio y en México ha llegado a niveles de "pandemia".

    El primer país en realizar un paro de mujeres exigiendo un alto a la violencia feminicida fue Argentina, que convocó a un paro nacional de mujeres en octubre de 2016, tras conocerse el feminicidio de Lucía Pérez, una adolescente de 16 años cuya muerte continúa impune.

    En México, el paro fue promovido por el colectivo Brujas del Mar, originarias del estado de Veracruz, que ocupa el primer lugar de feminicidios a nivel nacional. A través de las redes sociales, difundieron la imagen con el anuncio del paro acompañado con a etiqueta #UnDíaSinNosotras. La mobilización, como relató más tarde Arussi Unda, vocera de las Brujas del Mar, fue una planeación en conjunto con varios colectivos y varias agrupaciones.

    "El nueve ninguna se mueve. Paro nacional. Ni una mujer en las calles. Ni una mujer en los trabajos. Ni una niña en las escuelas. Ni una joven en las universidades. Ni una mujer comprando", reza la convocatoria que no tardó en viralizarse.

    Brujas del Mar también lleva un registro de todas las movilizaciones que se van a realizar el domingo 8.

    ​Una de las integrantes de la Coordinación 8M de Ciudad de México explicó a Sputnik que desde este espacio donde confluyen alrededor de 80 organizaciones (políticas, sindicales, autónomas) se promueve la convocatoria al Paro de Mujeres como una forma de "hacer visible la fuerza de trabajo de las mujeres en nuestro país, que está condicionado por un sistema capitalista que nos explota y cuya base económica está sostenida precisamente por este trabajo reproductivo invisibilizado".

    Alicia, la fuente consultada, refirió en esto al cuidado de terceros —mayores de edad e infantes— la limpieza y la cocina, además del cuidado psicológico de un hogar ("o de varios hogares, ya que en México es común que haya hogares extendidos", sostuvo Alicia) o infinidad de otras tareas de reproducción de la vida. "Buscamos poner al trabajo reproductivo no pagado en el centro y cómo sostiene al sistema capitalista neoliberal", agregó.

    Ejes políticos

    "Tenemos tres ejes políticos de lucha: contra el feminicidio y la violencia machista que sufrimos en el país; por los derechos laborales de la mujer y contra la precarización; y en favor del aborto legal, libre, seguro y gratuito en todo el país", expresó Alicia en diálogo con Sputnik.

    Agregó, además, que "hay que tomar en cuenta el vínculo que existe entre la violencia feminicida y la extrema pobreza, porque van de la mano cuando hay pocas posibilidades de autonomía económica y de salir de ese círculo violento".

    Una de las revelaciones que ha hecho María Salguero en su mapa del feminicidio en México ha sido encontrar una mayor incidencia del feminicidio en mujeres que fueron madres adolescentes. Es decir, que allí existe una pista para atacar la violencia feminicida desde un enfoque novedoso, planteando la prevención de la violencia desde el acceso a la salud sexual y reproductiva de las mujeres más jóvenes.

    La plataforma de tres ejes que sostiene a la Coordinación 8M se ha nutrido en las convocatorias subsiguientes a la fundante del 2017, que este año tiene la particularidad de hacerse al día siguiente del tradicional: el 9 de marzo.

    En Ciudad de México, la manifestación del domingo partirá a las dos de la tarde del Monumento a la Revolución, hará una parada en la Antimonumenta contra la violencia machista, ubicada en frente a la Alameda de Bellas Artes, y culminarán en el Zócalo, que cubrirán de color violeta, que representa al movimiento.

    Apoyo del Gobierno: entre solidaridad y oportunismo

    Las más diversas oficinas gubernamentales de los tres niveles del Gobierno mexicano han anunciado su apoyo al paro: Secretarías de Gobernación, Salud, Cultura, Economía, Defenca Nacional, Instituto Nacional Electoral, Servicio de Administración Tributaria, Poder Judicial de la Federación, Cámara de Diputados y el Senado, entre otros. Incluso se publicará en el Diario Oficial del país que no se tomará la falta de las mujeres que no concurran ese día, en señal de respaldo.

    También se han expresado en el mismo sentido más de 50 universidades e instituciones educativas, varias organizaciones civiles y empresas privadas (Bimbo, Walmart, Google, entre ellos), armando un frente común inédito.

    Sin embargo, el apoyo que mostraron varios organismos, especialmente a nivel gubernamental, provocó dudas de que si realmente se trata de una expresión de solidaridad con el movimiento feminista o de acciones oportunistas para mejorar la imagen. En este sentido, los más criticados fueron partidos políticos como Acción Nacional y el Revolucionario Institucional.

    Así, el 27 de febrero las feministas de varios colectivos se manifestaron frente al Senado en contra de oportunismo político, subrayando que el PAN y PRI sí convocaron a la gente sumarse al Paro Nacional pero estando en el Gobierno no respaldaron al movimiento.

    Ahora "en medio de un panorama político de alternancia y de un estado de urgencia frente a la violencia que niñas y mujeres enfrentamos, es que deciden hacer acto de presencia, posicionándose mediáticamente", recalcaron.

    El propio presidente del país, Andrés Manuel López Obrador, calificó esta movilización como un ataque a su Gobierno por parte de los grupos de derecha.

    "Claro que está la derecha metida, los conservadores, así como hay mujeres que de manera libre protestan, hay oportunistas, como los partidos", comentó en unas de sus ruedas de prensa matutinas. Al mismo tiempo, subrayó que las mujeres son libres en expresarse "lo único es que se esté consciente del porqué de esta acción. Si es algo bueno que ayuda y no dejarse manipular".

    En este contexto, las organizaciones feministas se vieron obligadas a aclarar que la movilización es un reclamo sin partidos; sin embargo, es un reclamo ante el Gobierno.

    "Es obligación del Estado atender, erradicar y sancionar todos los tipos de violencia contra la mujer. Así como a las empresas les compete hacerlo con el acoso y el hostigamiento a sus trabajadoras, más que simular un compromiso falso. Es un insulto que pretendan darnos permiso para faltar, cuando es nuestro derecho hacerlo", sostuvo Alicia, quien aclaró que este último punto es una opinión personal y no de parte del espacio de Coordinación 8M.

    "Hay independencia y autonomía en este impulso, nacido del movimiento feminista", concluyó.

    Tema:
    El 8 de marzo: Día Internacional de la Mujer 2020 (55)
    Etiquetas:
    feminismo, México, mujeres
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook