15:29 GMT +309 Diciembre 2019
En directo
    Un mercado navideño

    Los misterios del tiempo: ¿por qué la Navidad se celebra el 25 de diciembre?

    CC0 / Pixabay
    Religión
    URL corto
    3180
    Síguenos en

    La Navidad es una de las festividades más importantes para una gran parte de los cristianos. Pero ¿por qué conmemoran el nacimiento de Jesús el 25 de diciembre?

    Hay varias hipótesis que podrían explicar este fenómeno. Para empezar, los cristianos antiguos celebraron la Navidad el día del solsticio de invierno.

    "Respeten los días festivos y, sobre todo, el día del nacimiento del Dios, celebrándolo el día 25 del mes noveno", rezan las Constituciones Apostólicas, que datan del siglo IV.

    Pero, ¿por qué exactamente el 25 de diciembre?

    En el año 45 a.C, el mítico emperador Cayo Julio César estableció un calendario en el que la fecha del solsticio de invierno cayó el 25 de diciembre y se denominó 'bruma'. El solsticio fue seguido por una serie de fiestas llamadas Brumales y dedicadas a los dioses romanos como Líbero, Dioniso o Saturno.

    Sin embargo, con la llegada de los cristianos, las fiestas paganas fueron sustituidas por las cristianas, de modo que la Navidad cayó en el día del inicio de las Brumales e inicialmente se denominó "El cumpleaños del Cristo Invencible" o "La fiesta de las luces".

    "Según una de las teorías, de este modo, la iglesia cristiana intentó sustituir la fiesta del Sol Invencible", comentó a Sputnik el arcipreste Vladímir Julap.

    No obstante, según otra teoría, la fecha tiene que ver con el día de la Anunciación, que se conmemora el 25 de marzo. 

    "Los cristianos agregaron nueve meses [duración del embarazo] a esa fecha", explicó Julap.

    De acuerdo con otra hipótesis presentada por el historiador cristiano Pável Kuzenkov, la fiesta de Epifanía, que se conmemora el 6 de enero, tiene una historia más larga que la Navidad.

    "Inicialmente, la Epifanía se celebró el mismo día que la Navidad. Por ejemplo, los armenios todavía celebran estas dos fiestas en un solo día", explicó el experto, quien subrayó que, según sus cálculos, la fecha del 25 de diciembre "descendió" del 6 de enero como resultado de una transición del calendario egipcio al juliano. 

    Actualmente, el solsticio de invierno se celebra el 21 de diciembre debido al hecho de que el año astronómico dura 365 días y un poco menos de un cuarto de día, algo que llevó a que en el siglo VI, el solsticio cayera el 22 de diciembre, y no el 25. 

    Para el siglo XVI, el desfase del calendario ya llegaba a los 10 días, de modo que el Papa Gregorio XIII, junto con una comisión científica, se vio obligado a reformar el calendario para corregir el desfase. 

    Como resultado, en 1582, el calendario "perdió" los diez días de octubre, aunque la Iglesia Ortodoxa rusa todavía utiliza la versión anterior del calendario, de modo que en Rusia, la Navidad se conmemora el 7 de enero.

    Te puede interesar: Las múltiples caras de Papá Noel en Argentina (fotos)

    Sin embargo, desde el punto de vista religioso, las fechas están vinculadas con los eventos astronómicos, ya que, según la Biblia, Dios creó los cuerpos celestes para "dividir el día de la noche" y determinar "las fechas, los días y los años".

    "Nuestra civilización se alejó del calendario natural, casi no miramos al cielo y vivimos según el reloj que tenemos en nuestros celulares", indicó Julap.

    A su vez, Kuzenkov admitió que el cristianismo "es una religión mística y universal, de modo que ahora ya no debe tener vínculos con los fenómenos naturales. Por ejemplo, [los rusos] celebramos la Navidad en invierno, mientras que para los argentinos, es un mes de verano", concluyó.

    Etiquetas:
    celebración, calendario, cristianos, Navidad
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik