Widgets Magazine
En directo
    Voces del Mundo

    ¿Por qué Polonia y Hungría están a la vanguardia de la ultraderecha europea?

    Voces del Mundo
    URL corto
    Telma Luzzani
    180

    Los gobiernos húngaro y polaco expresan el malestar de su pueblo contra la globalización y las imposiciones de la Unión Europea. Forman parte de El Movimiento que impulsa el norteamericano Steve Bannon para controlar el Europarlamento. Este grupo está adoctrinando a cuadros de las fuerzas euroescépticas en un convento a 80 kilómetros de Roma.

    Las fuerzas de la extrema derecha europea tienen como objetivo concretar un triunfo arrasador en las elecciones comunitarias, que se celebrarán entre el 23 y el 26 de mayo. Hungría y Polonia, gobernados por partidos ultranacionalistas, están a la vanguardia de esta cruzada. Alfredo Mason y Alfredo Buglioni, autores del libro 'La Irrupción de los nacionalismos en Europa', analizaron la situación de estos dos países clave para entender el fenómeno.

    "Por debajo de algunas cuestiones de orden económico, hay un problema cultural muy serio. Tras la caída del muro de Berlín, la Unión Europea las impuso el modelo socialdemócrata, a imagen de Occidente. Los obligaron a adoptar 20 mil leyes y disposiciones y hacerlas propias para permitirles entrar a la Unión Europea, sin que los parlamentos pudieran opinar sobre ellas. Esto generó un sentimiento de pérdida de la identidad", indicó Mason al referirse al origen y predominio del partido polaco Ley y Justicia, de fuerte impronta nacionalista.

    Por su parte, Buglioni marcó las similitudes entre Hungría y Polonia y evaluó la figura del primer ministro húngaro, Viktor Orbán, referente de los euroescépticos. "Planteó el discurso del inmigrante como enemigo interno e implementó una reforma a la Constitución. A partir de allí avanzó sobre el Poder Judicial, haciendo a la Corte Suprema más afín a su proyecto. Tomó los medios públicos y avanzó sobre los privados y trabajó sobre una ley de reforma laboral, con la cual se flexibilizó el trabajo. Además, se plantó frente a la UE, y rechazó los 120 mil inmigrantes que Bruselas le obligaba a recibir como cuota", apuntó el catedrático de la Universidad Nacional de General San Martín.

    Más información: Polonia no apoya el pacto de migración de la ONU por temor a presiones

    Algo similar sucedió en Polonia. Según Mason, miembro de la Asociación de Filosofía Latinoamericana, "Polonia tiene poca inmigración. La UE decidió que tenía que recibir 100 mil inmigrantes provenientes de países bombardeados por otros países, pero no por Polonia. Toda esta situación que implicaba pérdida de la esencia de lo polaco es lo que le dio votos al partido Ley y Justicia", dijo. "El problema con la inmigración es la incapacidad de integración. Se habla de un nacionalismo agresivo. Pero lo es mucho menos que el de pequeños grupos antisemitas con poca representatividad en la población", sostuvo.

    En tanto, en Hungría la aversión hacia lo extranjero es matizado con algunos logros que son aprovechados por Fidesz, el partido que lidera Orbán. "En Hungría, el discurso del gobierno es el de la identidad nacional, y es aplaudido cuando Orbán hace una división en la frontera con un alambrado eléctrico, con efectivos que custodian la frontera con Serbia. Esa política es aplaudida. La inflación fue del 3 por ciento, y el crecimiento per capita pasó de 11 mil a 14 mil euros en un año. Orbán llegó a manifestar el año pasado de que era el fin de la democracia liberal", aseguró Buglioni.

    Tema relacionado: La UE castiga a Orbán y su postura antimigrantes

    Ley y Justicia y Fidesz forman parte de El Movimiento, el club de partidos de extrema derecha que el consultor estadounidense Steve Bannon busca proyectar a todo el mundo.

    "El dispositivo diseñado por Bannon es ir a las elecciones del 23 y 26 de mayo con una lista común con la francesa Marine Le Pen, el italiano Matteo Salvini, el partido español Vox y Orbán, entre otros, para disputar el poder en el Europarlamento a los conservadores y socialdemócratas y tratar de modificar las instituciones comunitarias. Ellos han comprado a 80 kilómetros de Roma un viejo convento para convocar a los cuadros de los partidos de cada uno de los países para unificar criterios", afirmó Buglioni.

    En el programa se informó a su vez acerca del triunfo de Nayib Bukele, un joven empresario de origen palestino, en las elecciones presidenciales de El Salvador; el reconocimiento de varios países europeos —entre ellos Alemania, España, Francia y Reino Unido- al líder opositor Juan Guaidó como "presidente encargado" de Venezuela; la conmemoración del 4F por parte del chavismo, a 27 años del intento de golpe de Estado contra el entonces presidente Carlos Andrés Pérez liderado por Hugo Chávez; y el comienzo del año nuevo chino —4717-, el cual fue celebrado en todo el mundo.

     

    El equipo de 'Voces del Mundo' está integrado por Telma Luzzani, Néstor Restivo, Mercedes López San Miguel, Franco Luzzani y Patricio Porta.

    Etiquetas:
    elecciones, migrantes, Viktor Orbán, Hungría, Polonia
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik