En directo

    Tribunal popular juzga en Haití a la ONU por 30.000 muertes por el cólera

    Telescopio
    URL corto
    0 60
    Síguenos en

    "No es posible entrar a un país, matar tanta gente e irse", dijo a Sputnik el economista haitiano Camille Chalmers, al referirse a las 30.000 víctimas de cólera, introducido al país por tropas que integraban la Misión de Estabilización de las Naciones Unidas en Haití (Minustah).

    Con el objetivo de buscar mecanismos que permitan juzgar y establecer responsabilidades en ese y otros hechos, además de obtener una indemnización para las víctimas, este 7 y 8 de diciembre se realiza en Puerto Príncipe un encuentro internacional.

    Protestas en Haití
    © REUTERS / Andres Martinez Casares
    También se buscarán las sinergias necesarias para exigir la restitución y reparación de las deudas pagadas injustamente por Haití y Puerto Rico, tal como lo anuncian los organizadores.

    Serán más de 100 organizaciones haitianas y 25 invitados internacionales los que participará de la actividad. Se trata del Coloquio Internacional Ocupación, Soberanía, Solidaridad: Hacia un tribunal popular sobre los crímenes de la Minustah.

    Ocupación y muerte

    "Sabemos que la ONU introdujo a través de tropas de Nepal una epidemia de cólera que mató a muchísimos ciudadanos. Nosotros estamos evaluando que fueron 30.000 muertos y hasta ahora no hay una indemnización a las familias afectadas", denunció Chalmers, director ejecutivo de la Plataforma Haitiana para la Promoción del Desarrollo Alternativo.

    Así como no hubo hasta el momento resarcimiento a las familias tampoco lo hubo para el país como tal. "Nosotros estamos exigiendo una reparación ejemplar de un organismo que pretende defender los DDHH", enfatizó uno de los coordinadores del coloquio.

    La Misión de Estabilización de las Naciones Unidas en Haití —conocida popularmente por su acrónimo Minustah— fue una de llamadas fuerzas de paz propiciada por la ONU. Su mandato comenzó en 2004 y se extendió hasta 2017, sin haber logrado sus objetivos.

    Estuvo integrada en su mayoría por tropas de América Latina, aunque no exclusivamente; por eso Chalmers sostuvo que "no solo el secretario general y el Consejo de Seguridad de ONU son responsables, también los países que suministraron la mayoría de las tropas a la Minustah".

    Se refería puntualmente a Uruguay, Brasil, Argentina y Chile, que "durante más de 13 años suministraron miles y miles de soldados y que por supuesto no pueden lavarse las manos y decir que no tienen responsabilidad".

    Mecanismos posibles

    Chalmers explicó que entre los expositores que participan del coloquio hay propuestas concretas sobre "los mecanismos por los cuales se podría buscar y exigir la reparación".

    No descartó que se pueda solicitar un pronunciamiento de la Corte Internacional de Justicia, pero también anunció que recurrirán "a todos los mecanismos de derechos humanos que existen en todos esos países", en alusión a los latinoamericanos implicados.

    El entrevistado consideró que fue "un escándalo la participación de América Latina en esa operación vergonzosa", y definió como "muy importante" dar a conocer que "se trató de una tercerización", donde EEUU "utilizó a la tropas latinoamericanas para desarrollar un proceso de marginalización y sobre explotación de los recursos de Haití".

    Sobre esta base definió a la Minustah "como una especie de laboratorio" donde EEUU se esconde porque sus soldados no estuvieron presentes, "pero utiliza tropas latinoamericanas para este trabajo sucio".

    La Minustah —indicó Chalmers— fue parte de "un proyecto global de remilitarización de la Cuenca del Caribe", que utilizó "la amenaza militar e instrumentos tecnológicos nuevos para afianzar su dominación sobre la región".

    Etiquetas:
    cólera, Corte Internacional de Justicia de la ONU, MINUSTAH, ONU, Haití
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik