Widgets Magazine
En directo
    Telescopio

    Advertencia a Trump: "Una pieza mal jugada es la explosión del planeta"

    Telescopio
    URL corto
    0 141

    El presidente de Rusia, Vladimir Putin, opinó que el retiro de EEUU "con razones engañosas" del Tratado de Fuerzas Nucleares de Rango Intermedio (INF), destruyó "uno de los principales documentos en el campo del control de armas" y anuló "muchos años de esfuerzos para reducir la probabilidad de conflictos militares a gran escala".

    El mandatario ruso encargó a los ministerios de Defensa y Relaciones Exteriores, y al Servicio de Inteligencia Exterior, que observen "atentamente los siguientes pasos de EEUU en el desarrollo, producción y distribución de misiles de mediano y corto alcance".

    Si eso ocurre, "Rusia se verá obligada a iniciar el desarrollo a gran escala de misiles similares", pues "tal escenario implica la reanudación de una carrera armamentista desenfrenada".

    El INF fue firmado el 8 de diciembre de 1987 entre la Unión de Repúblicas Socialistas Soviéticas (URSS) y EEUU, en nombre de sus líderes de aquella época, Mijaíl Gorbachov y Ronald Reagan. Todavía el Muro de Berlín se mantenía en pie, la Guerra Fría estaba latente y faltaban cuatro años para la disolución del llamado bloque soviético.

    Por eso el tratado INF significó una luz de esperanza para las sociedades norteamericana y de la URSS, pero también para el resto de la humanidad.

    En 1991, los firmantes debieron eliminar 2.700 misiles de entre 500 y 5.500 kilómetros de alcance e interrumpir su fabricación.

    "Estamos hablando de uno de los más grandes símbolos del fin de la Guerra Fría", destacó en diálogo con Sputnik Damián Jacubovich, licenciado en Geopolítica, al comentar la desaparición de acuerdo.

    Su caída tiene explicación en las demandas del "mundo financiero" sobre el cual EEUU "sostiene la geopolítica actual", y más concretamente "su industria más poderosa y que mueve más dinero, que es la armamentística, y eso es lo que hay que entender para poder entender esta ruptura del tratado", destacó.

    "El miedo y la desconfianza son los que generan esta necesidad de armarse por parte de los países”, dijo Jacubovich. Al romperse este tratado, tanto EEUU como Rusia “están obligados a armarse de una manera muy importante, todo lo cual le da de comer al lobby armamentístico", apuntó.

    El licenciado situó esta ruptura del INF como una capítulo más de la lógica que instaló occidente una vez que la URSS se disolvió en 1991.

    "Putin tiene un pensamiento que me parece muy interesante, porque dice que el origen del mal geopolítico actual empieza en cómo reaccionó Occidente a la caída del Muro de Berlín: la URSS cae y Occidente, en vez de ayudar a levantarlo, se encargó de pisotearle más la cabeza tirándole toda la OTAN al borde sus fronteras", explicó.

    El experto recordó que el fin del INF solo deja vigente un tratado "nuclear bilateral entre Moscú y Washington, que es el que mantiene los arsenales nucleares de ambos países por debajo del nivel de la guerra fría y vence en 2021”. Si Trump es reelegido, “este tratado corre un serio peligro".

    Pese a este escenario, Jacubovich no considera factible una reedición de la crisis de los misiles que en 1962 mantuvo en vilo al mundo por la posibilidad de ataque nuclear cruzado entre EEUU y la URSS, que había emplazado su armamento en Cuba.

    Etiquetas:
    Tratado INF, EEUU, Rusia, armas nucleares
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik