23:11 GMT +310 Diciembre 2018
En directo
    Telescopio

    Duque quiere "crear condiciones para un enfrentamiento armado Colombia-Venezuela"

    Telescopio
    URL corto
    0 21

    Su presencia en el Primer Foro Mundial del Pensamiento Crítico, organizado en Argentina entre el 19 y 20 de noviembre por Clacso, no fue una más. El hecho de haber sido el último secretario general de la Unión de Naciones Suramericanas (Unasur) convirtió a Ernesto Samper en testigo directo y bisagra de una región que viró a la derecha.

    Entre 2014 y 2017, el expresidente de Colombia (1994-1998) ejerció como secretario general de la Unasur. Cuando terminó su mandato la región ya no era la misma que le había dado origen, cuando la integración apostaba más a los aspectos sociales que a los económicos.

    Se había consumado el golpe parlamentario en Brasil, Mauricio Macri había desplazado al kirchnerismo en Argentina, Sebastián Piñera volvía a gobernar Chile, países que, junto con Colombia, Paraguay y Perú, abandonaron el bloque. Y así, por falta de quórum, se quedó sin la posibilidad de designar un nuevo secretario general. 

    Paralelamente, Estados Unidos había conseguido socios estratégicos para recuperar el terreno perdido en la primera década del siglo, y presionar a los sobrevivientes de la llamada década progresista: Bolivia, Nicaragua, Cuba y Venezuela.

    "Entre los problemas que tiene la región, uno de los más importantes es el señor Trump. Su agenda es sumamente agresiva: migrantes latinoamericanos, cambio climático, medidas proteccionistas… por donde uno se mueva encuentra posiciones hostiles de Estados Unidos".

    En este sentido, Samper señaló la incertidumbre por el rumbo que tomará Latinoamérica a partir del 1 de enero cuando Jair Bolsonaro asuma la presidencia brasileña. Todo indica que se alineará con los intereses de la política exterior de Estados Unidos.

    "La verdad es que más allá de que la gente puede interpretar que lo de Bolsonaro es un cambio de signo ideológico como pudo ser aquí el de Macri o en Chile el de Piñera, lo que se está temiendo es que haya un cambio de sistema. Que vaya hacia un sistema autocrático". 

    Temas relacionados: Vicepresidente boliviano asegura que izquierda en Latinoamérica sacó a 72 millones de la pobreza

    Para Samper, de confirmarse los temores, se plantearía "la cruel paradoja de si se puede utilizar la democracia para acabar con la democracia, que es lo que puede pasar en Brasil con esa política exterior que está planteando Bolsonaro".

    Consideró que en la región hay nuevos actores políticos, algunos de los cuales son legítimos, como "las redes y los jóvenes que se expresan", pero otros no, como los poderes fácticos que se han dedicado a "destruir a los propios partidos políticos, como por ejemplo los grandes grupos comunicacionales y grandes grupos económicos". 

    Pero también —apuntó Samper- "jueces y fiscales que se han desprendido de su condición de administradores de justicia y se han convertido prácticamente en delegados de los gobiernos por causas ideológicas".

    Finalmente, sobre su país, Samper consideró que al cumplir 100 días de Gobierno,"el problema es que el presidente (Iván) Duque tal vez no se vea ni bien ni mal, no se ve. Porque no hay definiciones ni decisiones claras en su programa". Sin embargo, alertó sobre un rumbo bien marcado que trazó el expresidente Álvaro Uribe y que ahora su delfín político parece decidido a completar.

    "El presidente Uribe prácticamente ha convertido el tema de Venezuela en uno de política interior y eso ha llevado a un desgaste entre los países (…) a esto se agrega una actitud inexplicable del gobierno del presidente Duque que, a mi juicio, tiene el propósito de crear condiciones para un enfrentamiento armado entre Colombia y Venezuela que sería dolorosísimo y peligrosísimo".

    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik
    Etiquetas:
    gobierno, ideología, neoliberalismo, política, Ernesto Samper, Argentina, Venezuela, Colombia