19:28 GMT +312 Diciembre 2018
En directo
    Telescopio

    "En América Latina hay una devaluación muy grande de la democracia"

    Telescopio
    URL corto
    130

    Desde el golpe contra Hugo Chávez en 2002 hasta la destitución de Dilma Rousseff en 2016, la reconquista de los Gobiernos por parte de partidos de derecha se extendió a casi toda la región. En este contexto el progresismo latinoamericano impulsa un frente unificado para revertir el fenómeno.

    "Democracia en América Latina, desafío y Dilemas". Bajo este título la Conferencia Permanente de Partido Políticos de Latinoamérica (Copppal) convocó a un debate para analizar la coyuntura regional y buscar estrategias comunes para enfrentar las corrientes de derecha, que en esta nueva etapa están reconquistando por distintas vías los gobiernos.

    "Estos procesos se vienen dando incluso desde antes del golpe en Honduras en 2009", dijo a Sputnik la senadora uruguaya Patricia Ayala, del oficialista Frente Amplio, uno los pocos partido políticos de izquierda que se mantiene en el gobierno desde la oleada progresista.

    Mencionó como punto de partida el fugaz golpe de Estado contra Hugo Chávez en 2002 y los intentos en 2008 en Bolivia, hasta llegar al derrocamiento militar de Manuel Zelaya en 2009 en Honduras. 

    Ayala dijo que esta línea de tiempo siguió en Ecuador con alzamientos en 2010 y los golpes parlamentarios en 2012 en Paraguay y en 2016 en Brasil.

    "Para mí lo que ya se está implementado de regímenes totalitarios amparados con el voto popular, es otra de las cosas nuevas que se vienen dando en Latinoamérica en este contexto actual. Entonces me parece muy bueno discutir esto", afirmó la legisladora, una de las expositoras en el encuentro de este lunes 12 organizado por la Copppal.

    "No solo para ver lo que está pasando sino para ver cómo nos vamos a parar de ahora en más", enfatizó.

    En este sentido, apoyó la creación de un frente regional progresista como mecanismo de integración y de oposición concertada a este fenómeno. 

    "Creo que es factible. Uruguay es un ejemplo de que se puede, que las fuerzas progresistas y de izquierda se pueden juntar y de hecho convivimos dentro del FA y creo que seria muy bueno poder ampliarlo a la región y a América".

    Temas relacionados: CIDH: aún es pronto para decir que Bolsonaro pone en riesgo democracia en Brasil

    Con la senadora uruguaya coincidieron otros dos expositores del evento de la Copppal. Entre ellos el diputado opositor paraguayo Ricardo Canese, del Frente Guasú: "Vemos una situación difícil. Nosotros hablamos de un ‘neofascismo', que no es el mismo que antes, pero tiene rasgos autoritarios, de exclusión, de discriminación y de violación de los derechos humanos extremadamente grave".

    Sobre los procesos de integración iniciados por los gobiernos progresistas y dejados en suspenso conforme las derechas fueron recuperando el poder, Canese dijo que "el tema es qué tipo de integración nos plantea por ejemplo el señor Bolsonaro, pero también nosotros tenemos un presidente como Abdo Benítez que reivindica la dictadura de Stroessner… estamos muy preocupados".
    Su colega argentino Víctor Santa María, del opositor Frente para la Victoria, dijo a Sputnik que "es un desafío importante el que tiene la región por delante". 

    "Me parece que hoy en América Latina hay una devaluación muy grande de la democracia, me parece que hay que ponerla en valor y defenderla porque toda la región pasó por momento muy difíciles cuando la perdimos". 

    Sobre la posibilidad de impulsar un frente regional de partidos de izquierda o progresistas, Santa María opinó que "todo lo que sean propuestas de integración, en lugares democráticos, en los que uno pueda hablar y decir lo que a uno le parece o cree, bienvenido sea. No es malo tener ámbitos de discusión entre parecidos. Yo creo que la diversidad es justamente lo que nos hace fuertes e interesantes. El tema es que esa diversidad tiene que tener un faro en común de la integración de nuestros pueblos".

    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik
    Etiquetas:
    izquierda, neoliberalismo, defensa, democracia, Paraguay, América Latina, Venezuela, Uruguay