En directo
    Telescopio

    EEUU compra gas a Rusia: "Es una de las grandes ironías de la geopolítica mundial"

    Telescopio
    URL corto
    3150

    ¿Por qué, a pesar de las sanciones, Estados Unidos mantiene los lazos comerciales con los gobiernos de Nicolás Maduro en Venezuela o Vladimir Putin en Rusia? La pregunta alude a la reciente compra de gas ruso ordenada por la administración Trump para paliar la ola de frío en su país. El analista Alejandro Sánchez nos explica por qué.

    "Es una de las grandes ironías de la geopolítica mundial que Estados Unidos siga comprando gas ruso, a pesar de las tensiones y de las investigaciones que el Gobierno estadounidense lleva a cabo con respecto a (NdR: la supuesta injerencia rusa) las elecciones de 2016, a pesar de los conflictos por Siria y Ucrania, y de las sanciones que impuso a oficiales del Gobierno ruso", apuntó el analista internacional Alejandro Sánchez.

    Se refería a la primera de dos compras de gas ruso por parte de la administración de Donald Trump, con el objetivo de mantener el flujo del producto ante una ola de frío que ha llevado las temperaturas por debajo de los 20 grados centígrados en algunas zonas del país. La compra se realizó mediante triangulaciones de barcos y de empresas de terceros países para evitar la relación directa con el país sancionado, además de tocar varios puertos antes que el de Boston.

    "Se vería muy mal para el gobierno de Trump que un buque con bandera rusa atraque en la ciudad de Boston trayendo gas licuado", señaló Sánchez y agregó: "Por eso tuvo que haber triangulación por Europa… hubiera sido un arma política para los demócratas, que sostienen que su Gobierno está en colusión con el de Rusia", señaló Sánchez.

    En este mismo sentido, el experto comparó esta situación con lo que ocurre entorno a la construcción del gasoducto Nord Stream 2 desde Rusia hasta Alemania.

    "Hay algo de falta de concordancia con las sanciones que Europa y EEUU han impuesto a Rusia y la propia política energética europea, porque tanto Europa como Alemania necesitan del gas ruso para satisfacer el creciente consumo de energía. Mas ahora que Europa está dejando de usar el carbón y en 2022 Alemania cerrará su última central nuclear". 

    Además:

    La UE mejora las previsiones del precio del petróleo Brent en 2018
    Gazprom Neft descubre yacimiento con reservas de 11 millones de toneladas de petróleo
    Petróleo difícil: Rusia impulsará el desarrollo de nuevas técnicas de extracción
    Etiquetas:
    comercio internacional, precios, petróleo, gas, Donald Trump, Vladímir Putin, Venezuela, EEUU, Rusia
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik