En directo

    Brexit: Londres se prepara para 'el día después'

    Qué pasa
    URL corto
    Por
    0 22
    Síguenos en

    El Reino Unido ya comenzó a mover ficha ante su zarpe inminente de puertos de la Unión Europea. Entre presupuestos asignados para una serie de iniciativas, básicamente destinadas a cuestiones logísticas que van desde cuestiones materiales, hasta recursos humanos, el Gobierno pone proa con destino al 1 de enero de 2021.

    Preparados, listos… ¡ya!

    Cual labrador, el primer ministro del Reino Unido, Boris Johnson, ya comenzó a hacer movimientos de tierra. Y para empezar, cargó su arado con 705 millones de libras esterlinas. Silencioso como un trabajo de hormiga, el premier ordenó licencioso la compra de tierras, según se chivó 'The Guardian'.

    Lo que busca esta erogación es intentar reforzar las fronteras post Brexit, dice al respecto el periodista colombiano de Express News London UK, Dawits Buitrago. Añade que con esta propuesta, lo que quiere el Gobierno es mejorar el sistema dentro de sus fronteras para que esté plenamente operativo para el 31 de diciembre.

    "Claro que estamos a escasos seis meses y es muy probable que el tiempo sea muy corto, pero ya se trabaja en ese sentido", puntualiza el comunicador.

    Buitrago detalla que "470 millones de libras esterlinas irían destinados a la construcción de nuevas infraestructuras portuarias y terrestres, y 235 millones sería para esa contratación de personas, nuevos sistemas informáticos, y bases de datos".

    Por polémica, la transacción se ha hecho con nocturnidad. El Gobierno compró en secreto 11 hectáreas de terrenos distante 32 kilómetros de Dover, la ciudad británica del Eurotúnel. Tienen la capacidad  potencial de albergar 10.000 camiones con cargamento que tengan destino a la francesa ciudad de Calais, del otro lado del túnel. Buitrago sentencia que esto es una muy mala noticia, porque significa que el Gobierno ya prevé que va a haber grandes cantidades de aglomeraciones de vehículos en la frontera.  

    "Básicamente, si antes de la pandemia ya era un problema esta zona, todo lo que corresponde a la M25 sur, que es una autopista que recorre en círculo la ciudad de Londres y que es muy concurrida, y actualmente en esa zona ya había problemas de movimiento por culpa del continuo trasiego de vehículos pesados, pues imagínese la situación si ellos ya planifican que necesitan un aparcamiento para 10.000 camiones. Entonces va a ser muy incómodo desplazarse por esta región del sureste del país y evidentemente están llegando muchas críticas al Gobierno", apunta el periodista.

    Nueva ley de inmigración

    El escenario post Brexit del Reino Unido tendrá en la inmigración una política más selectiva. Para pasar por el tamiz, los postulantes deberán obtener un mínimo de 70 puntos en base a criterios como hablar un inglés fluido, tener un doctorado o una oferta de trabajo de más de 25.600 libras al año, con algunas excepciones que necesitarán un mínimo de 20.480 libras anuales. El 'test de puntos' otorga cierta cantidad a los candidatos según sus características o habilidades. Por ejemplo, tener una oferta de trabajo aportará 20 puntos, al igual que un doctorado.

    Como la mano de obra menos calificada ya no tendrá cabida en los nuevos inmigrantes, plantea la interrogante sobre si los británicos estarán dispuestos a realizar trabajos que nunca quisieron realizar hasta ahora, pero que de alguna forma se verán obligados a hacerlo.

    Algo que es muy difícil de ver desde el punto de vista de un parlamentario desde la comodidad de su oficina porque "desconocen un poco tal vez la realidad que se vive a pie de calle en el Reino Unido", observa Buitrago.

    "Es muy poco probable que quienes no han aceptado ese tipo de trabajo antes, lo vayan a aceptar ahora. Si bien es cierto que se prevé que al haber menos oferta de mano de obra, el salario va a aumentar, pero es evidentemente claro que mucha gente no va a estar de acuerdo con trabajar en ese sentido", explica Dawits Buitrago.

    Etiquetas:
    consecuencias, inmigración, Boris Johnson, Brexit, UE, Reino Unido
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook