En directo

    Trump: ¿un asesinato y un acuerdo para acabar con el impeachment?

    Qué pasa
    URL corto
    Por
    0 70
    Síguenos en

    La salida victoriosa del presidente de EEUU, Donald Trump, del impeachment, no fue gratuita. Así lo entiende el Dr. en Ciencias Políticas Mariano Ciafardini, al indicar que 'la pagó' al ordenar el asesinato del general iraní Qasem Soleimaní y con el 'Acuerdo del siglo' que presentó junto al primer ministro israelí, Benjamín Netanyahu.

    Libre como el mar

    Airoso y complacido. Así se siente Trump ahora que ha logrado quitarse más de una piedra del zapato en su avance hacia la reelección como presidente de EEUU. Para ello tuvo que 'cortar camino' para llegar antes y más liviano de equipaje a la campaña fuerte.

    Y pese al peaje que tuvo que pagar el mandatario norteamericano, Ciafardini matiza que "a Trump no le interesa aumentar la belicosidad de EEUU porque su electorado es del interior [de su país] y al que le preocupa fundamentalmente el desarrollo económico de EEUU: la apertura de fábricas, tener trabajo, incluso le interesa tener armas, si se quiere, por ser una tradición del centro-oeste norteamericano, pero no le interesa tanto la guerra, [y] que sus hijos vuelvan en bolsas de plástico", observa.

    Trump jugó las cartas que tocaban

    Lo cierto es que la estocada que los republicanos —pese a un par de senadores díscolos— le dieron al impeachment o juicio político que los demócratas abrieron contra Trump, deja al actual inquilino de la Casa Blanca en una posición ventajosa, incluso puede hacer leña de este nuevo 'fracaso' demócrata para alimentar el fuego de su campaña.

    "Decir que Trump hizo esas cosas, como matar al general iraní, o plantear una situación que va a traer más tensión en Medio Oriente en función de su campaña, no es cierto. Lo que él necesitaba para moverse libremente en su campaña, era que se terminara con la cuestión del impeachment. Y lo logra a partir de hacer esas concesiones, que para él son contraproducentes pero que le impone el Partido Republicano", señala el analista.

    Las paradojas de demócratas y republicanos

    Llegados a este punto, Ciafardini apunta que Trump acaba de empezar la campaña directa, pura y dura, por los votos, y ya se ha comenzado a "hablarle directamente a la gente y volviendo a plantear el tema de que en EEUU se puede crecer, y toda esa mística que lo rodeó a Trump y le hizo ganar los votos de sus seguidores".

    Pero tanto en el Partido Republicano, como en el Demócrata, se da una situación paradójica, de acuerdo al experto. "El candidato de los republicanos es un candidato que los republicanos no querrían, pero es el único que les puede garantizar un triunfo en las elecciones".

    "Y en el Partido Demócrata podría ganar el candidato que los demócratas no quieren. El establishment demócrata no quiere a Bernie Sanders, sin embargo es el único que está apareciendo con una posibilidad de triunfar en las elecciones. Porque realmente, si Bernie Sanders crece, va a ser el hueso más duro de roer para Trump", concluye el Dr. Mariano Ciafardini.

    Etiquetas:
    fracaso, reelección, EEUU, elecciones, impeachment, Donald Trump
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook