En directo
    Qué pasa

    "La Casa Blanca no parece un manicomio, lo es"

    Qué pasa
    URL corto
    Javier Benítez
    6290

    Suba de los aranceles ya existentes y la imposición de unos nuevos a China; interferencia agresiva contra el Gobierno de Venezuela; más amenazas para Cuba a la que le endilga apoyo militar al presidente Nicolás Maduro; el envío de un portaaviones a Oriente Medio en una clara amenaza a Irán. Es el actual menú de Donald Trump.

    Desatado e incontrolable. Así parece ser la cada vez más agresiva política incontinente de la Casa Blanca. Una situación que para el analista militar Juan Aguilar está bastante clara.

    "En muchas ocasiones hemos hablado ya del caos que hay en la Casa Blanca. Parecía que aquello era un manicomio. Y cada día vemos y se está escenificando cómo no lo parecía: lo es", sentencia. 

    El analista incide en que son varios los temas que demuestran la política "absolutamente errática, desnortada, improvisada y de bandazos de la Administración Trump". No obstante, matiza que el único tema en el que el mandatario norteamericano actúa de forma calculada, es en el de la guerra comercial con China, y que se enmarca en una estrategia pensada como negociante de un empresario como es Trump con la mirada puesta en las elecciones de 2020.

    Tema relaiconado: China se ve obligada a tomar pasos recíprocos al aumento de aranceles por parte de EEUU

    En este sentido, Aguilar observa que la imposición de aranceles a las importaciones chinas tienen objetivos concretos en la política del inquilino de la Casa Blanca.

    "Ahí sí que Trump intenta, de alguna forma, hacer un proteccionismo económico porque lo necesita con vistas a 'ese votante' al que le va a decir: 'vamos a recuperar nuestra industria, nuestro tejido económico, nuestra agricultura, nuestro comercio. ¿Cómo? Protegiéndolo. Y lo tiene que proteger fundamentalmente contra la economía china que es la que más intercambios realiza con EEUU".

    Pero saliendo de ese ámbito en concreto, Aguilar remarca que la política exterior del inquilino de la Casa Blanca es "un disparate, un desquicie completo". "El envío de portaaviones a la zonas cercanas a Irán obedece a un informe del Estado de Israel donde vagamente se habla de una amenaza iraní, algo que no tiene ni pies ni cabeza".

    El experto abunda en que, pese a la vaguedad del informa, EEUU "lanza el farol de 100.000 toneladas de mandar un portaaviones para de alguna manera, no cohibir o asustar a los iraníes –que va a ser una cosa bastante difícil: quien recuerde la historia reciente de Irán y vea lo que se sufrió con la guerra Irán-Irak, sabe como son los iraníes–, sino para hacer alarde al mundo entero de que ellos siguen dominando los mares y determinando la política internacional, cuando cada día que pasa vemos que eso no es así, que su influencia es cada vez menor".

    A eso, añade Aguilar, "hay que sumar el desquicie que les ha entrado, una especie de histeria tremenda, tras el fracaso de la operación que habían iniciado en Venezuela, dando además coletazos contra Cuba, sin saber muy bien qué está haciendo, ni en qué dirección, ni cual es el paso siguiente. Todo es un improvisado, todo ha sido un fracaso completo de la inteligencia norteamericana", avisa el analista.

    "Decir que todas las opciones están sobre la mesa, es no decir nada. ¿Qué opciones son? ¿La militar? ¿Quién va a amparar una intervención militar, bajo qué legitimación internacional? ¿El Concejo de Seguridad de Naciones Unidas? Ya han perdido sucesivamente allí, no se ve posibilidad", señala el también periodista.

    Más información: Dirigente comunista: accionar de EEUU sobre Venezuela recuerda a la CIA en Chile

    "Todos los días están tuiteando: [John] Bolton, [Mike] Pompeo, [Mike] Pence, Marco Rubio, el propio Trump. Amenazas, salidas de tono, acusaciones, 'vamos a hacer esto, vamos a hacer lo otro'… Pero realmente no hacen nada, y no hacen nada porque no tienen un plan, no saben qué hacer", sentencia Aguilar.

    El analista abunda que "tras el fracaso de Venezuela hubo una ruda discusión entre Bolton y Trump por ese tema. Porque Trump como negociante, como empresario –que además está mirando ya hacia el interior [de su país en vistas] a las próximas elecciones–, quiere irse de Afganistán, quiere liquidar el tema sirio, no quiere embarrancarse en un conflicto en Venezuela. Porque estas cosas no le favorecen, porque se llega a contradicciones absurdas que el propio votante norteamericano lo ve".

    Juan Aguilar opina que Trump, "Está preso de sus contradicciones y rodeado de una serie de asesores que no sabemos qué tratamiento médico necesitan, pero alguno necesitan".

    Etiquetas:
    despliegue militar, elecciones, Mike Pompeo, John Bolton, Donald Trump, Irán, Venezuela, China, EEUU
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik