23:00 GMT +318 Noviembre 2019
En directo
    Qué pasa

    Sputnik vuelve a ser el 'manotazo de ahogado' de Macron

    Qué pasa
    URL corto
    Por
    Protestas de los 'chalecos amarillos' en Francia (125)
    5251
    Síguenos en

    El presidente de Francia, Emmanuel Macron, volvió a culpar a Rusia de estar detrás de las protestas de los chalecos amarillos a través de Sputnik y RT. Lo hizo durante una cita con periodistas de Le Figaro, Paris Match y BFM TV, a los que pretendió utilizar como canales de legitimación de su discurso rusófobo para eludir sus responsabilidades.

    En el pecado va la penitencia, dice la frase. Y es que Macron ha usado y abusado tanto del recurso 'comodín' de echarle la culpa a Rusia por todos los males que padece su país, que pronto ya no causará el efecto deseado: el de distraer la atención.

    Más información: Simonián denuncia a programa infantil galo que tilda a Putin de "rey de la desinformación"

    Pero sobre todo, el pecado está en subestimar la inteligencia de su pueblo, del que piensa que así no se dará cuenta de que al verdadero responsable de los problemas de Francia por los cuales protestan los chalecos amarillos tiene asiento en el Elíseo.

    El semanario Le Point fue uno de los altavoces del encuentro informal con los medios, donde Macron afirmó sin ruborizarse: "La comunicación oficial y tradicional es muy poco activa y poco seguida. Son los extremistas los que son muy activos. Y sus medios de referencia son medios como 'Russia Today' o Sputnik, controlados desde Moscú. No deja de ser curioso que los medios más seguidos por los chalecos amarillos extremistas no sean medios franceses, sino Russia Today".

    Para el politólogo Davy Rodríguez, "el problema de la prensa en Francia es la primera cosa que hay que ver. El 90% de la prensa francesa está comprada por unas diez familias. O sea que al final se conocen todos y hacen la misma forma de prensa. Por ejemplo Le Point, esta prensa está totalmente comprada, entonces los chalecos amarillos intentan tener una información un poco más fiable mirando hacia medios más independientes".

    A tal grado llegaron las declaraciones de Macron, que llegó a afirmar que "Si ser chaleco amarillo, es querer menos parlamentarios y un trabajo mejor, entonces yo también soy un chaleco amarillo".

    Tema relacionado: Kremlin: Gobiernos extranjeros utilizan los medios para demonizar a Rusia

    Mientras, el periódico El Confidencial deja en evidencia a Macron al publicar noticias a las que ve con malos ojos si las publican Sputnik o RT. Bajo el título "Violencia policial, la polémica estrategia de orden contra los chalecos amarillos", se puede leer:

    "Ciudadanos, ¡formen batallones! […] Declaramos el estado de emergencia del pueblo, llamamos a un levantamiento sin precedentes, utilizando todos los medios necesarios, para que nadie sea víctima de estas heridas de guerra". Este mensaje, difundido en forma de comunicado por Éric Drouet, camionero de profesión y una de las figuras visibles del movimiento de los chalecos amarillos, resume el aumento de la tensión entre las fuerzas del orden y los participantes de esta protesta social inédita.

    El germen de este mensaje no es otro que el nombre de uno de los heridos durante la manifestación del sábado 26 de enero en París: Jérôme Rodrigues, uno de los portavoces de los chalecos amarillos. La imagen de Rodrigues, adalid de una movilización pacífica, siendo evacuado de la plaza de la Bastille tras recibir un proyectil en el ojo durante una carga policial, ha avivado el debate sobre el uso o abuso de la fuerza por parte de la policía francesa, pero también sobre su capacidad y preparación para contener la deriva violenta de la revuelta ciudadana.

    En este sentido, Davy Rodriguez explica que encuentra "normal que la gente se pregunte si ese uso de la fuerza es legítima o no, y en muchos casos podemos ver que no lo es".

    Además: Asociación Alemana de Periodistas insta a denegar la licencia de televisión a RT

    Unas fuerzas policiales a las que Macron confesó su admiración y agradecimiento en una rueda de prensa conjunta con su homólogo egipcio, Abdelfatah al Sisi, en El Cairo: "Quiero rendir homenaje al profesionalismo de las fuerzas del orden en este contexto", tras haber lamentado la muerte de 11 ciudadanos franceses en esta crisis.

    En este sentido, Rodríguez sentencia que "la verdad es que si lamentas algo, tienes que tener una actuación política".

    Mientras, días atrás Macron saludó en Twitter "el coraje de los cientos de miles de venezolanos que marchan por su libertad", refiriéndose a las protestas antigubernamentales en Venezuela. Un mensaje que conoció la respuesta de la portavoz del Ministerio de Exteriores de Rusia, María Zajárova: "Los chalecos amarillos podrían ponerse celosos, el presidente de Francia no los elogió de esta manera ni una sola vez", escribió en su cuenta en Facebook.

    "Primero, hablar de una situación extranjera de un país donde ha habido un golpe de Estado fomentado por las potencias extranjeras, como EEUU o Canadá, y otras potencias de Sudamérica como Colombia o Brasil, desde un país donde tenemos cada fin de semana diez mil, veinte mil, 150.000 personas en las calles que están pidiendo su dimisión, me parece increíble, ridículo, cuando se sabe que el presidente Macron fue elegido por el veinte y tanto por ciento de la población francesa, que tenga esa arrogancia que le caracteriza", concluye Davy Rodríguez.

    Tema:
    Protestas de los 'chalecos amarillos' en Francia (125)
    Etiquetas:
    chalecos amarillos, RT, Sputnik, Emmanuel Macron, María Zajárova, Francia, Rusia
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik